domingo 19/9/21

La Garduña, S.L.

M e llenó de orgullo compatriota y satisfacción regia sacándome del gañote un ¡aúpa, España, triquitracatrá! saber que las tres viejas mafias italianas fueron inventadas por tres caballeros españoles (Osso, Mastrosso y Carcañosso) miembros de una sociedad secreta de Toledo, La Garduña, y huídos de esa ciudad en el s. XV por delitos de sangre (¡tocad a nuestra hermana y os rajamos!), marcándose ipsofacto un exilio puchdemón en Sicilia, entonces bajo corona española, donde sentaron escuela y franquicia naciendo al poco la Cosa Nostra en Sicilia, la Ndrangheta en Calabria y la Camorra en la Campania. Ahí fue de nuevo España exportando alta tecnología para dejar claro quién es la Reserva Espiritual y Pícara de Occidente.

Esta historia la cuentan los italianos para explicar (justificar) que sus mafias hayan sido la maquinaria criminal más sólida y brutal que se haya conocido, perpetuándose en el tiempo porque siempre exhiben un lado protector y paternalista, auxilian al pueblo, compran su silencio o complicidad, se cuelan en instituciones, tienen curas, aman las tradiciones y, sobre todo, a la familia, siempre extensa y lo más sagrado... por ella no se mata, se masacra.

Esta historia, vista así, vende muy bien y siempre sobrarán los que la compren (ahí me tragué el ¡aúpa, España!), pues la investigó Caro Baroja y demostró no tener base histórica alguna, solo literaria, y que si no fuera puro invento, sería exageración delirante de algún sucedido menor. Tampoco necesitan los italianos instructor ibérico, apuntó Sócrates, para lucir la conjura y el asesinato como arte puro ya desde la Roma imperial. Lo suyo es un dijo la sartén al cazo. Y preguntó: ¿Duda alguien que la asociación para delinquir fue lo primero que inventó el hombre y solo mucho después la rueda o las putas?, ¿es casual que las sociedades secretas tengan idéntica mecánica a las cofradías y un trasunto religioso en mandamientos y liturgias?, ¿y cuántas Garduñas habrá hoy poniéndole una S.L. a la trama para que la legalidad les ampare?... exactamente 32.658, precisó Otavito.

La Garduña, S.L.
Comentarios