sábado 07.12.2019

Una ciudad que une arte con la pasión de siempre

Una ciudad que une arte con la pasión de siempre

a. r. | la bañeza


Hay ciudades que se ganan su fama a pulso por la gran valía de sus ciudadanos. Un claro ejemplo de ello es La Bañeza, donde si por algo destacan sus habitantes es por la gran implicación de todos ellos para dar continuidad a aquello que unos pocos bañezanos sacaron adelante, así como para crear en la ciudad nuevas iniciativas.


Por eso, a nadie le cabe la duda de que La Bañeza es una ciudad con fama que ha sido lograda gracias a los bañezanos. Muestra de ello es que sus máximos exponentes turísticos —los cuáles dará a conocer todavía más si se pueden en la Feria de Turismo de Interior— han sido fruto del gran desempeño de sus ciudadanos. Por todo el mundo es más que conocido el Gran Premio de Velocidad Ciudad de la Bañeza de motociclismo que este año ha celebrado la friolera de 60 ediciones. Una cita para los amantes del motor sobre las dos ruedas que congrega en el mes de agosto de cada año —durante las fiestas patronales de Nuestra Señora de la Asunción y San Roque— a más de 60.000 aficionados para disfrutar de una carrera de motos por las calles de la ciudad y que es posible gracias al esfuerzo Motoclub Bañezano con la colaboración del Ayuntamiento.


Otra de las citas marcadas en rojo en el calendario de todo buen bañezano es el Carnaval. Haga frío, lluvia, viento o nieve no es impedimento para que prácticamente todo la ciudad salga disfrazada a la calle para llenar de colorido toda la ciudad durante una semana que vive por y para el carnaval. Fruto de ello es cuenta con la declaración de Interés Turístico Nacional gracias a su Carnaval espontáneo de los sábado por la mañana, por sus grandes desfiles o por la Noche Bruja del lunes. Un Carnaval que ya está marcado en rojo en el calendario de 2020 y que se celebrará del 21 al 26 de febrero.


Otra de la singularidades de La Bañeza es su Semana Santa que cuenta con un gran fervor y pasión entre todos sus ciudadanos. Con tres cofradías y un importante patrimonio entre el que destaca entre otros la talla de Jesús Nazareno de Luis Salvador Carmona (1755), la Semana Santa bañezana se ha convertido en un referente a nivel regional que es necesario poner en valor. Una Semana de Pasión en la que su momento más destacado y emocionante se vive el Miércoles Santo con la procesión del Santo Potajero —declarada de Interés Turístico Regional— en la que los verdaderos protagonistas son los más pequeños. Una costumbre que se remonta a los orígenes de la Cofradía de las Angustias en el siglo XVI. Este día se reparten gratuitamente más de 2.000 raciones de potaje bañezano a base de garbanzos, arroz y bacalao.


Junto a estas ya llamadas tradiciones, La Bañeza sigue ganando fama gracias al festival Art Aero Rap —que este año ha celebrado su séptima edición— hasta el punto de ser considerada como una de las capitales españolas del arte urbano. Resultado de este festival son casi 200 grafitis en las fachadas a lo largo y lo ancho de toda la ciudad, tras los 42 realizados en la edición de este año. Un Art Aero Rap que nace del entusiasmo por esto mundo de bañezanos y para el que ya están preparando la edición de 2020 que se celebra durante las fiestas patronales. Un arte callejero por la ciudad bañezana que está registrado en la app ‘Street Art Cities’, que localiza los grafitis por las calles de diferentes rincones del mundo y, por lo que comparte sitio en el mapa, con ciudades como Nueva York, París, Londres o Berlín.

Una ciudad que une arte con la pasión de siempre
Comentarios