domingo 22.09.2019

El diseño nazi hecho ¿arte o apología?

El diseño nazi hecho ¿arte o apología?

Imane Rachidi | bolduque


Aunque el objetivo está lejos de glorificar el nazismo, la primera exposición del Diseño del Tercer Reich, con fotos de Adolf Hitler, carteles, trajes, copias de Mein Kampf y banderas con esvásticas, está levantado ampollas en Holanda y la sensibilidad del tema ha obligado al museo a reforzar la seguridad.


De entre una lista de posibles exposiciones sobre movimientos políticos del siglo XX, el Museo de Diseño de Bolduque se quedó con la «ideología más malvada»: el nacional socialismo dedicó «mucho interés y ambición a la cultura» para establecer las bases visuales de su identidad, explica a Efe el director de esta pinacoteca, Timo de Rijk.


«Estaban interesados en todo tipo de ideas que les ayudarán a presentarse, la propaganda, la arquitectura. Sabíamos que era un tema delicado, pero somos un museo y tratamos cuestiones de la Historia con una visión apropiada. Lo interesante es que nos dimos cuenta de que robaron y se apropiaron de todo», añade.


La exposición hace un recorrido completo por el diseño usado por los nazis, lo que incluye carteles propagandísticos y electorales con imágenes de Hitler tomadas por su fotógrafo, Heinrich Hoffmann, uniformes, cascos, vajillas de cerámica, muebles, documentos sobre técnicas de propaganda, pinturas y hasta un Volkswagen Beetle, el famoso «escarabajo» que lleva el sello de Hitler.


Una de las primeras piezas que reciben al público es la figura de bronce Der Wager, elaborada por Arno Brejer, el escultor favorito de Hitler. Fue diseñada como parte de un grupo de cinco estatuas para decorar el edificio de la entonces Cancillería de Berlín, y refleja la cultura griega y romana con la que los nazis querían asociarse.


A unos pasos está ubicado Retrato de una Familia, un cuadro pintado en 1938 por el artista Hans Schmitz-Wiedenbrueck, y que fue concebido como propaganda de los puntos de vista nacionalsocialistas sobre la pureza de la raza y la cultura popular.

El diseño nazi hecho ¿arte o apología?
Comentarios