lunes. 05.12.2022
PRODUCTOS DE LA TIERRA

Biocastanea muestra el potencial del castaño en El Bierzo y la necesidad de modernización

El sector mueve en la comarca 30 millones de euros en unas 8.000 hectáreas El minifundismo frena su desarrollo
Quiñones, Morán y Valcarce, ayer, tras atender a los medios en Biocastanea, con plantas de castaños. ANA F. BARREDO
Quiñones, Morán y Valcarce, ayer, tras atender a los medios en Biocastanea, con plantas de castaños. ANA F. BARREDO

Biocastanea, la feria de referencia de la castaña no sólo en el Bierzo, sino también a nivel nacional, e incluso internacional, mostrará hasta mañana domingo el gran potencial de este producto en la comarca pero también sus debilidades, que son, básicamente, el minifundismo y la falta de unión de los productores.

«No sólo es un producto económico, es también sociocultural», señaló ayer el consejero de Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez Quiñones, en la inauguración de la feria que se está desarrollando en el recinto ferial de Carracedelo.

Tanto la Junta y la Diputación como el Ayuntamiento de Carracedelo como anfitrión expresaron ayer su apuesta «todos a una», en palabras de Quiñones, para fortalecer el sector del castaño en los próximos años en el Bierzo.

Valor ecológico
Los castaños es un sector a potenciar por la calidad del producto y como «sumidero de CO2»

Además de un producto con grandes salidas comerciales, el castaño es «un sumidero de CO2», que pone en valor el medio ambiente en la comarca, añadió el consejero, presente en la inauguración junto al presidente de la Diputación, Eduardo Morán, el alcalde de Carracedelo, Raúl Valcarce, y otros representantes municipales como los alcaldes de Páramo del Sil y Corullón. El presidente del Consejo Comarcal, Gerardo Álvarez Courel, disculpó su presencia por encontrarse en Intur, en Valladolid.

El presidente de la Mesa del Castaño, Pablo Linares, reconoció que los datos de producción de esta campaña no son buenos, «aunque en el sector primario hay siempre años malos y buenos», explicó. Biocastanea, a su juicio, ha dado en estas 13 ediciones un nombre y una proyección al cultivo de la castaña en la comarca. «Nos faltaba darlo a conocer, separarnos de Galicia, que era el saco en el que nos metíamos. Hoy, creo que la Mesa de la Castaña, instituciones, ayuntamientos, Cesefor, universidad... hemos conseguido desarrollar un buen proyecto», añadió.

«Acicate»
Valcarce reafirma la apuesta por el medio rural de Carracedelo como sede de la feria

La castaña del Bierzo supone el 90% del producto en la provincia y el 50% en la Comunidad de Castilla y León. Y es el segundo productor a nivel nacional, con 8.000 hectáreas y un movimiento económico de unos 30 millones de euros. «En un año normal, que no es bueno», puntualizó Quiñones en su exposición.

De forma paralela, la Diputación ha impulsado el centro tecnológico de la castaña en Igüeña, que empezará a construirse antes de final de año, según señaló Morán, «en una apuesta más por el sector», remarcó.

Raúl Valcarce, como anfitrión, puso el acento en la apuesta de Carracedelo por la Feria de Biocastanea y recordó que la producción de castañas es también «un acicate para nuestros pueblos». «Aquí estará siempre Carracedelo, luchando por y para el medio rural», finalizó.

Junta y Diputación también colaboran en la atención a las enfermedades del castaño como el Torymus.

Biocastanea muestra el potencial del castaño en El Bierzo y la necesidad de modernización
Comentarios