martes. 09.08.2022

Ante la batalla desigual que se le planteó al abogado berciano, lo que hizo, en la medida de las posibilidades que podía la asociación, fue encargar los dictámenes periciales; la parte más costosa para los afectados. Con ello avalaron y fundamentaron la demanda contra Agroseguro.

Fue así como se hizo dictamen pericial por parte del doctor Casanova de Valladolid. También participó en el trabajo otro perito de Extremadura, Juan Antonio González. Con ello, como hay que proceder a una valoración e interponer demandas en cada partido judicial en que residen los ganaderos, una de las zonas que más afectados había era Trujillo con 16 ganaderos afectados. Fue aquí donde se presentó la primera de las demandas y hace unos días la jueza dictó una sentencia que le da la razón a los afectados defendidos por Aníbal Fernández. La demanda fue estimada en su integridad y se condenó a Agroseguro al pago de todas las indemnizaciones.

«Estamos hablando de un caso de un monopolio asegurador de seguros agrarios, que recibió de primas en el año 2018 del orden de casi 800 millones de euro anuales, frente a una pequeña asociación de agricultores y ganaderos, con unos pocos miles de euros de ingresos», resalta Aníbal Fernández.

Como letrado, Fernández cuenta con mucha experiencia en seguros agrarios, porque en el Bierzo, a finales de los 80 y principios de los 90 tenía mucha conflictividad con los seguros agrarios, con Agroseguro. Fue hasta que se cambió el tipo de póliza y se pasó al seguro integrado. El cambio de este sistema acabó con gran parte de la litigiosidad, pero en esos años, Fernández salió curtido como abogado en la pelea con la aseguradora agraria.

Lo que pasa es que este seguro de compensación por pérdida de pastos es muy singular, porque en el riesgo asegurado es el mayor coste de los ganaderos.

Curtido en el campo de la comarca