martes. 05.07.2022

La banca ha cerrado la mitad de sus oficinas en la Comunidad en diez años

Según los datos del Banco de España, Valladolid, Salamanca y Palencia son las más afectadas
                      Unicaja es uno de los bancos que más sucursales ha cerrado en León. FERNANDO OTERO PERNDONES
Unicaja es uno de los bancos que más sucursales ha cerrado en León. FERNANDO OTERO PERNDONES

Cuatro de las nueve provincias de Castilla y León ha cerrado más de la mitad de sus oficinas bancarias durante la última década (2011-2021), debido en parte a un medio rural cada vez más despoblado y también a la consolidación de las nuevas tecnologías como mecanismo de atención y gestión.

Entre 2011 y 2021 cerraron el 57,3 por ciento de las oficinas en la provincia de Valladolid, por delante de Salamanca (57), palencia (56,4) y Zamora (53,5), una situación que no sólo afecta al interior de España sino también a zonas de mayor densidad demográfica como el Arco Mediterráneo y la Comunidad de Madrid.

La reducción del número de oficinas bancarias en España, común a distintos países europeos, no es exclusivo de las áreas más despobladas, donde ya es un grave problema de «exclusión financiera» para muchos ciudadanos, sino algo generalizado y que afecta en mayor medida al arco mediterráneo y Madrid.

Los datos del Banco de España revelan que en los últimos 10 años han cerrado en España prácticamente 21.000 oficinas —de las 40.103 que había en diciembre de 2011 a las 19.104 de final de 2021—, el 60 % en Cataluña, Madrid, Andalucía y la Comunidad Valenciana, lo que supone una reducción del 52,3 % que en mayor o menor medida ha afectado a todas las comunidades y a todas las provincias.

En concreto, en Cataluña han dejado de funcionar en la última década 4.398 sucursales (más de una de cada cinco), de ellas 3.213 en la provincia de Barcelona; en Madrid, 2.946; en Andalucía, 2.848; y en la Comunidad Valenciana, 2.569.

En términos relativos, en Tarragona han cerrado entre 2011 y 2021 el 67,8 % de las sucursales bancarias; en Barcelona, el 66,5 %; en Girona, el 62,7 %; en Castellón, el 60,8 %; en Valencia, el 59,8 %; en Valladolid, el 57,3 %; en Salamanca, el 57 %; y en Madrid, el 56,5 %. También están por encima de la media Palencia (56,4 %), Lleida (56,2 %), Alicante (56 %), Pontevedra (54,5 %), Zamora (53,5 %), Murcia (53,4 %), Zaragoza (52,7 %) y Almería (52,6 %).

Por el contrario, donde ha habido menos cierres es en Cuenca (16,6 %), un total de 39; Albacete (26,9 %), Ciudad Real (29,8 %), Badajoz (30,4 %) y Teruel (30,6 %).

La banca ha cerrado la mitad de sus oficinas en la Comunidad en diez años