martes 29/9/20

Desciende el número de muertos en las carreteras menos en León, con 35 víctimas

Un total de 136 personas perdieron la vida en accidentes de tráfico registrados en las carreteras de la Comunidad en 2019, lo que supone un descenso del 22,2 por ciento respecto al año anterior, mientras que en España la cifra total de muertos fue de 1.755, un 3 por ciento menos, según el balance definitivo que ha publicado este jueves la Dirección General de Tráfico (DGT), que incluye las personas fallecidas en vías interurbanas y urbanas durante los 30 días posteriores al accidente.

Según los datos de la DGT, en 2018 se registraron un total de 176 fallecidos en accidentes en Castilla y León, mientras que esta cifra disminuyó el pasado año hasta los 136 muertos. El descenso se da en todas las provincias excepto en Palencia, que sube de 11 a 12 fallecidos y en León, que repite cifra, 35 muertos.

Así en Ávila fallecieron el pasado año 11 personas frente a las 16 de 2018; en Burgos, 14 (32 en 2018); en León, 35 en ambos años; en Palencia, de 11 a 12 muertos; en Salamanca, bajó de 14 a 13; en Segovia, de 12 a 9; en Soria, de 15 a 8; en Valladolid, de 23 a 18 y en Zamora, de 18 a 16 muertos.

En España, en vías urbanas se produjeron 519 fallecimientos, un 6% más que en 2018, cuando perdieron la vida 489 personas. Por el contrario, en vías interurbanas fallecieron 1.236 personas, un 6% menos que en 2018, pues en ese año murieron 1.317.

No obstante, pueden observarse diferencias entre las carreteras convencionales y las autovías y autopistas. En el caso de las convencionales, se registraron 896 víctimas mortales, frente a las 994 del año anterior, lo que supone un descenso del 10%.

Se trata de la primera vez que el número de personas fallecidas en carreteras convencionales se sitúa por debajo de las 900 víctimas. En este sentido, la DGT destaca que el 29 de enero de 2019 entró en vigor la reducción del límite de velocidad de 100 km/h a 90 km/h en toda la red de vías convencionales.

Mientras, las autopistas y autovías registraron un aumento del 5% en mortalidad vial, con 340 fallecidos, cuando en 2018 se contabilizaron 323.

Otro de los datos que recalca Tráfico es que los muertos en accidentes ocurridos en ciudades supusieron el 30% de todos los fallecimientos, el porcentaje más alto desde que se dispone de registros.

Según el balance, la tasa de mortalidad en 2019 se situó en 37 personas fallecidas por millón de habitantes, por delante de Austria (46), Francia (48), Italia (55), Bélgica (56) y Portugal (61). La tasa media de los países de la Unión Europea se situó en 51.

El valor de 37 es el objetivo indicado en la Estrategia de Seguridad Vial 2011-2020 como tasa de mortalidad máxima en 2020. Aun así, la DGT advierte de que 5 personas fallecen al día en accidentes de tráfico, lo que «demuestra que existe todavía un largo camino por recorrer».

El descenso en las cifras de fallecidos se produjo en un contexto de aumento de los desplazamientos de largo recorrido, un 2,6% más que en 2018, llegando a alcanzar los 427 millones de desplazamientos. Además, el parque automovilístico se situó en 35,85 millones de vehículos, un 2% más que en 2018, la expedición de permisos de conducir aumentó un 11% y el censo de conductores fue de 27,31 millones, un 2% más que en 2018.

Desciende el número de muertos en las carreteras menos en León, con 35 víctimas