sábado. 02.07.2022

La biblioteca de la escritora Emilia Pardo Bazán goza de protección desde esta semana como Bien de Interés Cultural (BIC), por lo que los casi 11.000 volúmenes que se custodian en Galicia, repartidos entre la Real Academia Galega, en La Coruña, y el Pazo de Meirás, en la cercana localidad coruñesa de Sada, esperan ahora su reunificación por integrar un conjunto «único y singular».

De hecho, la polifacética escritora, que diseñó las Torres de Meirás en una antigua propiedad que heredó de su padre, dedicó la más alta -la de la Quimera- a su biblioteca, con más de 11.000 volúmenes que un incendio dispersó en 1978.

De ellos, casi 3.000 permanecen en Meirás, un total de 7.883 los custodia la Academia Galega y otros, bastantes menos, se guardan en el domicilio de los Franco, que pretenden donar a la Real Academia Española, si bien esta institución no ha evaluado por el momento esta posibilidad.

Tres lugares, en definitiva, para una sola pero particular biblioteca formada por ejemplares de historia, filosofía, sociología, guías de viaje, primeras ediciones, manuscritos dedicados por sus autores a Pardo Bazán, libros de literatura española y francesa, y una buena representación de literatura gallega, muchos de ellos con subrayados y anotaciones de la autora.

La biblioteca BIC de Emilia Pardo Bazán, a 13 kilómetros de su reunificación
Comentarios