domingo 17.11.2019
CULTURA

Delibes caza en el Museo de León

Una muestra reúne fotografías que Francisco Ontañón realizó al escritor
Delibes caza en el Museo de León

Fue quien acompañó y retrató a Miguel Delibes en sus partidas de caza menor en numerosas ocasiones y ahora ‘aterriza’ en el Museo de León. Es el fotógrafo Francisco Ontañón —compañero infatigable de aventuras del escritor vallisoletano— cuya muestra Cazando imágenes reúne cuarenta ampliaciones fotográficas realizadas en los años 60 así como material complementario asociado a la obra El libro de la caza menor.

La exposición, que se inaugura hoy y podrá visitarse hasta el próximo 14 de febrero, toma forma a base de imágenes en soporte digital, manuscritos, correspondencia, recortes de prensa y equipo cinegético propiedad del propio autor. Se trata de copias fotográficas en clorobromuro de plata virado al selenio sobre papel baritado y copias póstumas realizadas expresamente para esta exposición. Asimismo otra selección de imágenes, también del archivo de negativos del fotógrafo, se exhibirá y proyectará en soporte digital.

Sin duda alguna este material constituye un testimonio documental de primer orden para conocer el contexto en el que se gesta buena parte de la narrativa de Miguel Delibes y más concretamente la de carácter cinegético. Por otra parte, la exposición muestra aspectos sociales, paisajísticos, etnográficos y antropológicos. Las ampliaciones son copias fotográficas en clorobromuro de plata virado al selenio sobre papel baritado, hechas expresamente para esta exposición.

Miguel Delibes, uno de los nombres imprescindibles en la novela española de la segunda mitad del siglo XX, es también uno de los autores españoles más leídos y más traducidos. Profesor, periodista, cazador, padre de siete hijos, ecologista avant la lettre…, Delibes escribió sin apenas darse tregua. Cerca de sesenta títulos —novelas, cuentos, libros de viajes, obras sobre caza y pesca, títulos dedicados a los niños, un diario, algunos ensayos y multitud de artículos periodísticos— forman la obra de un autor comprometido con los problemas de su tiempo, gran conocedor de Castilla, amante de la naturaleza y dotado de un prodigioso dominio de la lengua.

Cazando imágenes ya pasó con éxito por ciudades como Salamanca o Segovia y ahora pretende repetir éxito en la capital leonesa.

Delibes caza en el Museo de León