martes. 16.08.2022
El profesor y escritor leonés Juan Miguel Alonso Vega.

—¿Qué libro no dejarías de leer o leerías por segunda vez?

—El tiempo es un bien escaso, y la buena literatura tiene una nómina casi infinita. Releo con fruición El Lazarillo o El Quijote, y he releído El hombre que fue jueves, de Chesterton, La conjura de los necios, de J. K. Toole, y Océano mar, de Baricco.

—Un personaje imprescindible en la literatura (o en la vida).

—La Celestina, El Lazarillo y Don Juan. En la vida, cualquiera que se haya dejado el pellejo en la lucha por un mundo mejor.

—Un autor o autora insoportable (o un libro insoportable).

—El ego artístico y la vanidad son monstruos insaciables. Si a eso le añades la cocaína mediática aparecen los Izaguirre, Lucía Echevarría o Sánchez Dragó.

—Un rasgo que defina tu personalidad.

—La contradicción.

—¿Qué cualidad prefieres en una persona?

—La generosidad.

—¿Qué opinión te merece la política actual? ¿Y la sociedad?

—La casta política es impresentable. Más cuanto más ascendemos en el escalafón. La mezcla de corrupción y mediocridad explica muchas cosas. Y sin embargo, la política es una dignidad imprescindible. Si uno desciende a los alcaldes de pueblos pequeños, al concejal que coge el pico para abrir una zanja, al militante que sufre con sus corruptos, nos encontramos con la verdadera república, la única que merece ser rescatada. Sociedad y política son vasos comunicantes. No conviene engañarse al respecto. Ni en lo bueno ni en lo malo.

—¿Qué es lo que más te divierte en esta vida?

—Los amigos, el sexo, una buena novela, el vino… no necesariamente por este orden.

—¿Por qué escribes?

—Para ahorrarme el psicoanalista, para acercarme a la idea de Dios, para reírme de mí mismo, para que me quieran…

—¿Crees que las redes sociales, facebook o twitter, sirven para ejercitar tu estilo literario?

—No. El estilo es la utopía del escritor. Unos pocos elegidos llegan a tenerlo. El resto nos conformamos con buscarlo.

—¿Cuáles son tus fuentes literarias a la hora de escribir?

—Soy iconoclasta, ecléctico y onanista, literariamente hablando. Autores que me han subyugado: Homero, Teresa de Jesús, Valle-Inclán, Orejudo, Pereira, Llamazares, Gioconda Belli, Márquez, Eduardo Mendoza, San Juan de la Cruz, J. L. García Díez, Crémer, Lorca, Baricco.

—¿Escribes o sigues algún blog con entusiasmo porque te parezca una herramienta literaria?

—Escribo Cartas Cazurras en Infobierzo. Y tengo abandonado el de La Conspiración de las mariposas. Picoteo por varios, sin rigor ni constancia.

——Una frase que resuma tu modo de entender el mundo.

—La sabiduría me persigue, pero yo soy más rápido.

«La vanidad es insaciable»
Comentarios