jueves. 30.06.2022

Un presunto fraude a dos bandas

La investigación del Juzgado número 5 de León abierta al máximo mandatario autonómico de la Federación de Deportes de Invierno por un presunta adulteración de subvenciones podría involucrar a un precandidato a la presidencia de la Nacional
                      La gestión por parte de la Federación de Deportes de Invierno en los últimos años, en el punto de mira. RAMIRO
La gestión por parte de la Federación de Deportes de Invierno en los últimos años, en el punto de mira. RAMIRO

La investigación abierta por el Juzgado de Instrucción número 5 de León a raíz de la denuncia presentada contra el actual presidente de la Federación de Deportes de Invierno de Castilla y León, José Luis Sánchez Yuste, por presuntos delitos que van desde el fraude de subvenciones a la apropiación indebida, estafa y falsedad documental, podría complicar el camino de uno de los precandidatos a la presidencia de la Federación Española (RFEDI), Óscar Cruz Dalmau.

Así se desprende de la querella que en uno de los apartados se centra en un presunto fraude en materia de subvenciones que podría tener como beneficiaria, entre otros, a la empresa catalana Ben Ami SL (cuyo administrador es precisamente Óscar Cruz, según la información procedente del Registro Mercantil) con la que la propia Federación autonómica de Deportes de Invierno estableció una operación de compra de material en el año 2020 por importe de unos 10.000 euros y con la que posteriormente se solicitó una subvención a la Junta de Castilla y León.

Dicha subvención fue pagada por la administración autonómica tras la presentación de la factura presentada por la mercantil Ben Ami SL y el justificante del pago realizado por la Federación de Deportes de Invierno de Castilla y León a una cuenta bancaria cuyo titular era dicha empresa.

Así, según la denuncia presentada ante el Juzgado de Instrucción número 5 de León y admitida a trámite, se apunta a que «se ha detectado que las cantidades concedidas como subvención por Orden del Consejero de Cultura y Turismo de 30 de julio de 2020 no han sido aplicadas, en parte, a la actividad subvencionable para la que se solicitó la subvención».

Y añade que «con fecha 1 de julio de 2020, el presidente de la Federación de Deportes de Invierno de Castilla y León, José Luis Sánchez Yuste, presentó solicitud de subvención de diverso material deportivo, justificando la misma, entre otras, con una factura emitida por el proveedor Ben Ami SL (de la que es administrador Óscar Cruz). Se da la circunstancia que Óscar Cruz Dalmau, administrador de la empresa Ben Ami SL ha presentado recientemente precandidatura a la presidencia de la Federación Española de Deportes de Invierno.

La factura fue sufragada por la FDICYL (Federación de Deportes de Invierno de Castilla y León) con fecha de 4 de junio mediante transferencia bancaria desde la cuenta que la entidad tenía en el Banco Santander.

El material al que hacía referencia la factura nunca se recibió en la Federación autonómica y así lo afirmó el querellado en la Asamblea General en presencia del notario de Béjar don Juan Villagrá Morán: «El material objeto de la subvención nunca se recibió en la Federación».

La documentación tramitada por el Juzgado de Instrucción número 5 de León apunta también que «con fecha 18 de noviembre de 2020 la Federación recibe el cobro del importe de la subvención por parte de la Junta de Castilla y León y con fecha 30 de noviembre el proveedor Ben Ami SL emite una factura rectificativa que anula y abona íntegramente la emitida el 7 de mayo por la que se cobró la subvención.

Este hecho supone una «gravedad» en la gestión por parte del presidente de la Federación ya que en la primera factura objeto de subvención aparece un material que no llega a Federación. Y en ese proceso aparece el nombre de la empresa Ben Ami SL que es la encargada de la venta del material y la que recibe por ello una cantidad cercana a los diez mil euros. Empresa que precisamente según información del Registro Mercantil tiene sede en Cataluña y como administrador a Óscar Cruz, precandidato a la presidencia de la Federación Española de Deportes de Invierno. Además dicha empresa aparece en el Registro como de servicios inmobiliarios y nunca como proveedora de material deportivo».

Un presunto fraude a dos bandas
Comentarios