domingo. 25.09.2022
Imagen de la pintura roja sobre la estatua de Largo Caballero. CHEMA MOYA

La Fiscalía del Tribunal Supremo ha decretado el archivo de las diligencias de investigación abiertas a Javier Ortega Smith-Molina, secretario general de Vox, por calificar de «auténticos criminales» a ministros de la Segunda República. En solo cinco días, el teniente fiscal del alto tribunal, Luis Navajas, ha despachado la denuncia presentada por un colectivo particular por las declaraciones públicas efectuadas por el también diputado nacional y concejal del Ayuntamiento de Madrid contra los históricos dirigentes socialistas Francisco Largo Caballero e Indalecio Prieto, entre otros.

Ortega Smith-Molina acusó a estos políticos en un pleno municipal el pasado 30 de septiembre «de ser los responsables de miles de muertes, de un golpe de Estado a la República, de amenazar con pistola en el Congreso, de asesinar al líder de la oposición (José Calvo Sotelo), de alentar con su discurso la guerra civil o la dictadura del proletariado con Rusia». Unas palabras que el fiscal considera que están amparadas «por la libertad de expresión, de mayor amplitud cuando se refiere a personajes históricos involucrados en la vida política».

La denuncia partió de la Liga Española Pro Derechos Humanos, que detalló estos ataques del dirigente de Vox contra ministros de la Segunda República.

La Fiscalía no ve delito en Ortega Smith por llamar «criminal» a Largo Caballero