miércoles. 29.06.2022

A la misma hora que el Ayuntamiento de San Andrés giró la nota de prensa en la que anunciaba el cambio de postura sobre los planes de integración del tren en el municipio, los operarios de la obra avanzaban en el ajuste de la pasarela peatonal. Son las dos caras de la suerte que pende sobre el futuro de Trobajo, que se resiste a otra condena de décadas con una estructura urbana condena a por pasos elevados y guetos. La pasarela que no quieren los vecinos avanza; lo que se interpreta entre la plataforma vecinal como un indicativo de que el movimiento municipal no basta para frenar a Adif, adelante con sus planes de colocar el paso peatonal «las pasarelas de Alfonso XIII» ironiza la plataforma, sobre el mismo modelo que durante años condujo el salto de Quebrantos, liquidado cuando readaptó León a la estación pasante.

Sin certezas tampoco sobre la detención del plan de derribo del puente de Párroco Pablo Díez, la batalla de Trobajo no se rinde vuelve esta tarde a la escena del conflictos; cacerolada para resistir al envite de la administración que quiere puentes y no soterramiento.

Adif no detiene la pasarela