viernes 22/10/21

La larga crisis obliga a renunciar al coche por no poder pagar averías, mantenimiento o seguro

Muchos acaban en desguaces o vendidos por piezas. JESÚS F. SALVADORES

Cerca de 20.000 vehículos cuentan actualmente con baja temporal en la provincia, un 5% del censo global, que suma algo más de 386.000 unidades. Una vez conseguida, los propietarios con esta baja no pueden dejarlo aparcado en la calle, sino que obligatoriamente debe ser estacionado en un garaje público o privado. Durante la vigencia de esta situación, además de no tener que pagar el seguro ni el Impuesto de Circulación, no es preciso pasar la ITV, trámite ya preceptivo una vez que el vehículo sea de nuevo dado de alta.

Otro de los motivos detectados por Tráfico al investigar el elevado número de vehículos con baja temporal en España en los últimos años tiene como protagonistas a prácticas irregulares de talleres mecánicos. Con la nueva normativa pretende impedir que escapen a la obligación de llevar los vehículos a un centro autorizado de tratamiento al final de su vida útil. También la propia Unión Europea ha instado a sus estados socios a «adoptar medidas sobre los procedimientos administrativos de las bajas temporales» y «la mejora del conocimiento de la información del Registro de Vehículos» que evitasen las situaciones en las que no terminaba su vida útil en un centro autorizado de tratamiento.

La larga crisis económica ha llevado a un importante número de propietarios a tener que renunciar a su vehículo de forma temporal por motivos como no poder pagar una avería, el seguro, los impuestos o la ITV al verse incapaces de costear un mantenimiento básico.

Los robos y traslados del vehículo de manera temporal al extranjero conforman también otras causas de la proliferación de las bajas temporales, a las que ha puesto coto la DGT desde el mes de abril.

La larga crisis obliga a renunciar al coche por no poder pagar averías, mantenimiento o...
Comentarios