lunes. 27.06.2022

La Guía sobre la protección estricta de las especies animales presentes en la Unión Europea, presentada ayer por la Comisión Europea, establece que todas las comunidades autónomas con presencia de lobos deberán justificar y argumentar cualquier extracción excepcional de ejemplares teniendo en cuenta no solo el artículo 61 de la Ley de Patrimonio Natural y de la Biodiversidad (2007), sino también estas directrices de la Comisión Europea.

Esta nueva guía destaca la prevención para la protección del ganado frente a la extracción de ejemplares de lobo. Este documento, que actualiza el vigente desde hace 15 años, está enmarcado en la Directiva Hábitats e contempla directrices para la conservación de especies emblemáticas como lobos, recientemente incluido en el Listado de Especies Silvestres en Régimen de Protección Especial (Lespre), osos y delfines. El objetivo es orientar a los Estados miembros en la aplicación del régimen de protección de las especies y de sus extracciones excepcionales.

La guía supone una actualización con respecto a la elaborada por la Comisión en 2007. El manual contiene un análisis y evaluación de toda la jurisprudencia europea dictaminada a lo largo de estos últimos años en relación con estas especies protegidas, por lo que constituye un instrumento de referencia muy importante para cumplir las disposiciones de la Directiva Hábitats y hacerlas efectivas y prácticas, respetando plenamente el marco jurídico.

Una de las novedades importantes de esta actualización es la inclusión de un anexo específico sobre la protección del lobo, que ofrece ejemplos concretos para apoyar la coexistencia de esta especie con las actividades humanas. Según apuntó ayer el Ministerio, «este apartado se encuentra plenamente alineado con el borrador de la Estrategia para la convivencia de las actividades del medio rural con el lobo (Canis lupus) y su conservación, elaborado por el Miteco y las comunidades autónomas y recientemente remitido al Comité de Flora y Fauna Silvestres para su análisis.

Europa abre la puerta a los controles justificados del lobo
Comentarios