jueves. 07.07.2022
Reforestación

Valdavido frena la degradación de su monte con 4.000 árboles autóctonos

Más de un centenar de voluntarios reforestarán los próximos 26 y 27 de marzo cinco hectáreas
                      Vecinos y responsables del proyecto estuvieron seleccionando las áreas más necesitadas. DL
Vecinos y responsables del proyecto estuvieron seleccionando las áreas más necesitadas. DL

La Junta Vecinal de Valdavido, en el municipio de Truchas, llevará a cabo los próximos 26 y 27 de marzo la plantación de cerca de cuatro mil árboles de once especies autóctonas en una zona degradada del monte de cerca de cinco hectáreas. Esta actividad se enmarca dentro del proyecto Fantástico Bosque, llevado a cabo por SEO BildLife.

Esta plantación, para la que se contará con la ayuda de más de un centenar de voluntarios, busca la revegetación de tierras comunales, gestionadas por el propio pueblo a través de su Junta Vecinal y con el apoyo de SEO con quién firmó un acuerdo de custodia del territorio en 2018.

Hace varias semanas, varios vecinos del pueblo y representantes de SEO hicieron una visita de campo, para seleccionar las áreas que serán finalmente repobladas, y que se encuentran en la parte inferior de la antigua escombrera, la parte contigua al depósito, donde ya se ha llevado a cabo alguna repoblación y los laterales del camino de acceso al valle, y parte de su ladera derecha.

El objetivo de esta plantación, según fuentes de la Junta Vecinal, es la de implantar un método de reforestación sostenible, con especies autóctonas, como avellanos, robles, manzanos, encinas, ciruelos silvestres, etc, con los que se tiene la certeza de que van a evolucionar bien en la zona, y con los que se va a contribuir a recuperar la belleza del paisaje de la comarca, así como sus importantes valores ambientales.

Con esta metodología quieren reivindicar además un modelo completamente opuesto al empleado por la Junta de Castilla y León en la Cabrera Baja, donde se repoblaron cerca de 12.000 hectáreas afectadas por un incendio. «Se están reforestando algunas zonas con monocultivos intensivos de pinos que generan un aumento de la erosión por el daño que produce la maquinaria pesada, y que incrementan el riesgo de incendios ya que no son especies autóctonas, que son las que mejor se adaptan al suelo y tienen una mayor capacidad para ralentizar las llamas», explican desde la Junta Vecinal.

Además, reivindican también que las reforestaciones sean hechas por empresas locales, «para ayudar así a asentar población».

El objetivo es también registrar este proyecto de reforestación de en la sección de Proyectos de absorción de dioxido de carbono del Registro de Huella de Carbono del Ministerio para la Transición ecológica y Reto de Demográfico.

Valdavido frena la degradación de su monte con 4.000 árboles autóctonos
Comentarios