viernes 18/6/21
El análisis de los datos

San Andrés se suma a La Pola y Villablino con el interior de los bares cerrados

Con una incidencia de 166,94 casos por 100.000 habitantes, el municipio del alfoz de León comienza hoy con más restricciones. El municipio de León registró ayer una incidencia de 136 casos, con un ascenso en la última semana.

undefinedClic sobre la imagen para ampliar

Con una incidencia ayer de 166,94 casos por 100.000 habitantes en catorce días, San Andrés del Rabanedo se suma a las restricciones con el cierre del interior de los bares, restaurantes y salas de juego, una medida que la Junta de Castilla y León tomó ya hace una semana en La Pola de Gordón, que ayer registró una incidencia acumulada a 14 días de 1.982 casos por 100.000 habitantes, y Villablino, con 911. Las comunidades autónomas decidieron en un Consejo Interterritorial de Salud con el Gobierno de España elevar las medidas restrictivas en aquellos municipios que superen los 150 casos por 100.000 habitantes. El municipio de León se coloca en 136 casos y Astorga en los 130.

La medida la anunció ayer el vicepresidente, portavoz y consejero de Transparencia, Ordenación del Territorio y Acción Exterior, Francisco Igea, que junto con la consejera de Sanidad, Verónica Casado, compareció tras el Consejo de Gobierno extraordinario.

La alcaldesa de San Andrés del Rabanedo, la socialista Camino Cabañas, pide el reforzamiento de las vacunas en aquellos municipios que soportan una mayor incidencia de coronavirus. Así lo pedía ayer la regidora en un comunicado tras conocer la decisión de la Junta, anunciada por el vicepresidente del bogierno autonómico en una rueda de prensa. Cabañas destaca el papel de los hosteleros que desde el inicio de la pandemia han reforzado e implementado todas las medidas de seguridad contra la covid-19 y que esta nueva restricción supone un «varapalo para sus negocios». «San Andrés va a colaborar como siempre lo ha hecho pero también tenemos claro que se tiene que reforzar la vacunación en aquellos municipios con más incidencia de la enfermedad. Es necesario que en el menor tiempo posible se vacune a todos nuestro vecinos ya que es la única medida para salvar vidas y que nuestros negocios se sigan desangrando».

Por áreas de salud

En cuanto a la posibilidad de retomar las medidas restrictivas utilizando el criterio del área de salud, para casos con mucho intercambio de población como por ejemplo San Andrés del Rabanedo y León, la consejera de Sanidad reconoció que en este ámbito municipal concreto «hay calles en las que una parte está en un municipio y otra en otro». Por lo que llamó a «tener la máxima prudencia en aquellas zonas en las que no se aplique la norma, de forma que se mantengan las medidas de precaución. Porque cuando se está tan cerca la posibilidad de contagiarse y progresar es evidente».

El vicepresidente Igea destacó que la intención de la Junta es limitar las restricciones para no perjudicar más a los sectores económicos más castigados. «Lo que no parece lógico es que si un municipio está cerrado por tener alta incidencia, la población se vaya al municipio de al lado a los restaurantes». Por eso hizo un llamamiento a la responsabilidad, aunque no descartó que si la incidencia de contagios sigue creciendo sea necesario tomar otro tipo de medidas.

El incremento de contagios de covid en Castilla y León implica que el número de municipios con cierres del interior de la hostelería y locales de juego crezca a partir de hoy hasta los 30 en el conjunto de la Comunidad, al sumar ayer la Junta nueve más, entre ellos la capital salmantina, que se une a Burgos, Palencia, Segovia, Soria y Valladolid. Seis de las nueve capitales de provincia de la Comunidad tendrán cerrado el interior de bares y restaurantes durante la próxima semana, entre las que no se encuentran León, Zamora y Ávila. Ninguno de los municipios que ya estaban afectados por las restricciones ha relajado las medidas.

Entre los municipios que se incorporan a estos cierres, además de San Andrés del Rabanedo, están Arenas de San Pedro en Ávila; Lerma en Burgos; Salamanca capital, Béjar y Villares de la reina; Palazuelos en Segovia y Aldeamayor de San Martín y La Cistérniga en Valladolid.

La incidencia

La Consejería de Sanidad comunicó que en la provincia de León once nuevos contagios, de los que 3 son de León y otros 3 de Ponferrada. También se registraron tres muertes, una en los hospitales, con lo que la cifra total de fallecidos sumó ayer 2.079 muertes.

Todas las provincias de Castilla y León, salvo Avila y Zamora, están en riesgo alto o muy alto en incidencia acumulada. La tasa se ha duplicado en un mes cuando a primeros de enero tardaba una semana en multiplicarse por dos.

El temido ‘efecto Semana Santa’ desembarcó este lunes con toda su crudeza en las estadísticas del Ministerio de Sanidad. El aumento de la movilidad y los contactos sociales durante las pasadas vacaciones a pesar de las restricciones pactadas por todas las comunidades han acabado de desatar la cuarta ola de la pandemia. Tal y como temían en el departamento que dirige Carolina Darias, 14 días después del inicio de Semana Santa los casos diarios se dispararon hasta los 22.744 positivos durante el fin de semana, unas cifras que no se veían desde el lunes 15 de febrero, cuando las comunidades notificaron 30.251 nuevos contagios en tan solo 48 horas.

El aumento de los casos empezó a reflejarse con fuerza también en el creciente estrés del sistema asistencial nacional, que ha comenzado a sobrecargarse como en anteriores oleadas, ajeno aparentemente a la vacunación masiva. Así, por primera vez desde el pasado 4 de marzo, España volvió a superar los diez millares de enfermos de covid.

San Andrés se suma a La Pola y Villablino con el interior de los bares cerrados
Comentarios