jueves 19/5/22

Cistierna: un paseo por buenas ofertas turísticas

El visitante puede elegir entre la naturaleza y sus rutas, lo cultural con los museos, además de lo industrial-etnográfico y lo deportivo
                      Ruta industrial de puente de hierro. CAMPOS
Ruta industrial de puente de hierro. CAMPOS

«Basaremos nuestra oferta turística en el aprovechamiento de los recursos endógenos del municipio apostando por un turismo de calidad, amante de la naturaleza, de las actividades al aire libre, de la buena gastronomía, la cultura, historia y tradiciones donde los espacios industriales cada vez adquieren más importancia» señala Nicanor Sen Alcalde de Cistierna.

Dentro del turismo cultural destaca el museo del Instituto Bíblico y Oriental cuyas obras están en la última fase para poner en marcha estas instalaciones. Cuenta con dos edificaciones en la villa de Cistierna: la iglesia museo de santa María del siglo XII y el edificio de la biblioteca municipal que se convertirán en museo, biblioteca del IBO y centro de aulas para la impartición de lenguas muertas. Otro de los museos de la villa es el museo del ferroviario compuesto por dos edificaciones y donde se puede ver la historia de la línea de Feve de León-Bilbao así como la maquinaria de los antiguos talleres donde se reparaban las locomotoras. A esto hay que unir la ruta de los retablos del siglo XVI con el retablo de la iglesia de Cristo Rey.

La zona cuenta con una amplia variedad de rutas que son utilizadas por los cientos de visitantes. Así se destaca el mirador de Monteciello, el mirador de Los Rejos, la ruta del puente de hierro, la perimetral de Peñacorada, la ruta de las encinas, ruta del río Esla o la ruta la Laguas-Hoyón. Pero dentro de las rutas la más importante es la ruta vadiniense Camino de Santiago que parte de la localidad cántabra de Potes y en seis etapas llega a Mansilla de las Mulas para enlazar con el camino francés. La cuarta etapa va desde Riaño a Cistierna y la siguiente de Cistierna a Gradefes. Está gestionada y promocionada por la asociación ruta vadiniense que tienen su sede en la villa de Cistierna. Recientemente se ha recuperado otro de los caminos a Santiago de Compostela que transitan por la villa de Cistierna. Es el «Camino olvidado» que parte desde Bilbao y lo forman 21 etapas para llegar a la localidad leonesa de Villafranca del Bierzo. La etapa once va desde Puente Almuhey Hasta Cistierna y la siguiente desde Cistierna a Boñar. La villa cuenta con un albergue de peregrinos. No hay que olvidarse de las vías de escalada junto a la carretera de Fuentes de Peñacorada.

Destacar que entre las rutas hay que poner en valor la cazada romana de Fuentes de Peñacorada donde se puede apreciar perfectamente este tipo de camino construidos por los romanos junto a unos paisajes espectaculares.

De cara al turismo la puesta en valor y promoción del camping de Cistierna ha sido fundamental ya que desde hace unos años su gerente Mario Blanco «Mario Kurco» ha apostado por las autocaravanas y la complementación de actividades a los usuarios del camping. Las instalaciones funcionan todo el año como camping y como área de autocaravanas.

También desde la villa de Cistierna se gestiona «Pedales León» que es una aventura en bicicleta atravesando la montaña oriental leonesa y los Picos de Europa con un recorrido total de 220 kilómetros en seis etapas. El recorrido se adapta a todos los niveles con hasta tres variantes e incluso el reto de hacerlo en tres días para expertos. En Pedales pueden adaptar el recorrido a medida. Además la organización se encarga de todo: alojamiento, transporte de equipajes, permisos, seguros, material para «que tú únicamente te dediques a pedalear y a disfrutar».

Cistierna: un paseo por buenas ofertas turísticas
Comentarios