miércoles. 05.10.2022
                      fernando alvarado
fernando alvarado

Enfundarse un disraz de fibras que no transpiran de los pies a la enorme cabezota es una forma de ganarse la vida de no pocas personas, que se acercan con el espíritu de Disney para hacerse fotos con los pequeños a cambio de una propina. En medio de una interminable ola de calor, la precariedad de la subsistencia se alía con la inclemencia del entorno. Un infierno.

Mala época para ser una mascota amable
Comentarios