martes 15.10.2019

La tularemia llega a lomos del topillo

La tularemia llega a lomos del topillo

dl


L La Unión de Pequeños Agricultores (UPA) advirtió sobre la expansión de topillos a varias zonas de la comuniad, y más allá de la declarada `zona cero´ de Tierrasde Campos. Em concreto, situó la presencia de roedores como “preocupante”al norte de la provincia de Palencia, además de León y Burgos.


En ese sentido, la organización explicó en un comunicado que ya advirtió semanas atrás que -después de la cosecha de cereales y por lo tanto a partir de otoño- si no se tomaban medidas contundentes, el problema se podría agrandar. “Finalmente está ocurriendo, pasando los roedores a parcelas recién sembradas y a otros cultivos de temporada”, puntualizó.


Por otro lado, UPA recordó que los casos oficiales de tularemia ascienden ya a 52 solo en la provincia de Palencia, “a los que hay que sumar al menos otros 36 pacientes que se encuentran en fase de estudio al padecer síntomas similares a los de la enfermedad que transmiten los topillos”.


Por ello, resaltó que ya se trata de un problema de salud para agricultores y habitantes del medio rural, “además del económico que se acrecienta al trasladarse la plaga a otras zonas de la comunidad autónoma”. Aunque la OPA señala que en el sector se es consciente del trabajo que se está haciendo en la limpieza de cunetas y cauces, “son precisas otras actuaciones paralelas”.


Así, se refirió a la quema de rastrojos y de las propias cunetas y reservorios de forma controlada, o el uso de productos que acaben con esta expansión. “Sin ellas no es posible acabar con esta sobreabundancia de roedores e instamos además a los ayuntamientos afectados por la plaga a solicitar la quema de las cunetas en los caminos”, concluyó.


En definitiva, UPA reclama una vez más a las distintas administraciones que reaccionen y lleguen más allá en la toma de decisiones adoptadas hasta el momento, puesto que de lo contrario las consecuencias para el sector agrario pueden ser dramáticas.


El consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, Jesús Julio Carnero, certificó la pasada semana que la lucha contra el topillo campesino está siendo «eficaz», tras la actuación en más de 5.100 kilómetros de reservorios y vías de dispersión en las provincias de Palencia, Valladolid, León, Zamora y Burgos. Además, pidió continuidad tanto en las labores de vigilancia como en la eliminación de las huras, según informó la Junta en un comunicado.


Fue cuando Carnero presidió una nueva reunión de seguimiento del Grupo de Trabajo Interadministrativo de Colaboración en Lucha Integral contra el Topillo Campesino. «Solamente actuando de esta forma coordinada e integral se puede prevenir y frenar la dispersión del topillo campesino en esas zonas. Estas medidas están contribuyendo sustancialmente a la destrucción de las huras de este roedor», destacó la Junta.


Igualmente, el Ejecutivo recordó que la lucha contra los repuntes poblacionales del topillo campesino es un asunto complejo por diversos aspectos: la rápida capacidad de reproducción de este roedor, los factores climáticos, la diversidad de ecosistemas donde se reproduce y alimenta y la cubierta vegetal en reservorios y vías de dispersión.


Dentro de las actuaciones que se vienen realizando, hay que destacar el volteo o arado del suelo agrícola para la destrucción de huras y disminución de la población de topillos situada en zona agrícola.


Además, por parte de la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural se vienen realizando diferentes actuaciones entre las que se pueden resaltarse la emisión de recomendaciones y avisos preventivos y de lucha a través de diferentes dependencias y medios que se han emitido desde otoño e invierno 2018 y se han reforzado en primavera y verano 2019.


Las últimas recomendaciones incluyen, además del laboreo, cuestiones como qué hacer tras la cosecha, el manejo particular de forrajes y alfalfas, el manejo del riego o la importancia del control biológico. También se avisó a los ayuntamientos más afectados. A estas medidas se han sumado las destinadas a la destrucción de huras en reservorios y vías de dispersión.

La tularemia llega a lomos del topillo