miércoles 21/10/20

Un fuego en la estación de Cubillos señala la inacción con el Ponfeblino

La Asociación Ferroviaria Berciana exige a Junta y Consorcio agilidad en la tramitación administrativa

m. carro | ponferrada

Los últimos pasos dados por la Consejería de Fomento de la Junta de Castilla y León para el desarrollo del Ponfeblino parecían los definitivos después de años, décadas más bien, de reivindicación de un proyecto que, inmerso en un aletargado trámite administrativo dirigido a que la Administración autonómica recupere la concesión de la línea ferroviaria, continúa durmiendo el sueño de los justos. Una pausa demasiado prolongada a la que se contrapone el rápido deterioro de las infraestructuras, bien sea por acción de la propia naturaleza o —como ha vuelto a suceder en la estación de tren de Cubillos del Sil, afectada por otro incendio— debido al vandalismo. En esta tesitura, es la Asociación Cultural Ferroviaria Berciana la que asume la voz de la alarma y pide tanto a la Junta como al Consorcio del Ponfeblino que se pongan las pilas para evitar que las instalaciones del histórico tren Ponferrada-Villablino sean «irrecuperables» y no haya vuelta atrás.

«La parálisis burocrática respecto a la finalización de los trámites necesarios para que la concesión deje de estar en manos de la administración concursal de Coto Minero Cantábrico y la falta total de vigilancia de las instalaciones han facilitado que se haya intentado vandalizar el taller de Villablino y se haya incendiado un almacén anexo al edificio de la estación de Cubillos del Sil», denunciaron ayer fuentes de la Asociación Ferroviaria Berciana, un colectivo que es miembro, con voz pero sin voto por falta de entidad económica, del Consorcio del Ponfeblino; pero que aún formaron parte del mismo pide al resto de miembros que sí tienen poder de decisión que se movilicen ante la parálisis para, al menos, tratar de garantizar la vigilancia para que el deterioro no avance.

«Desde la CFB emplazamos al Consorcio del Ponfeblino y a la Junta de Castilla y León a trabajar decididamente por el proyecto de tren histórico del Sil y a la vigilancia de las instalaciones de cara a evitar daños irreparables. Cuando más se tarde en actuar sobre la protección del patrimonio más cara nos saldrá su conservación en el futuro», consideraron ayer fuentes del colectivo denunciante, haciendo una reflexión lógica: «si ahora mismo habría dificultad presupuestaria para desarrollar el proyecto, cuanto más tiempo pase la complicación será mayor, porque hará falta una inversión más grande».

La CFB es consciente de que, ahora mismo, la capacidad de acción y reacción es de la Junta, pero pide al Ponfeblino diligencia, más reivindicación para tratar de que la recuperación de la infraestructura sea inminente. «Lo que pedimos es agilidad en los trámites. Ya estamos a finales de marzo y se preveía recuperar la concesión antes de final del año pasado», recordó la Asociación Cultural Ferroviaria Berciana, alertando sobre el peligro que corren la locomotora y el vagón que todavía hoy se mantienen en la estación de Cubillos, una instalación de la que ha ido desapareciendo todo el hierro, parte de la vía y hasta el propio reloj. «Poco a poco acabarán con todo», denunciaron.

Un fuego en la estación de Cubillos señala la inacción con el Ponfeblino