domingo 29/5/22

«Hay personas interesadas en crear revuelo. Ese señor, (por Alejandro Campillo) encargó una obra, se puso de acuerdo con el contratista, la hicieron, se pagó y nada más. Y él dice que no está bien. Pero si la encargó él, pues él sabrá ...», aseguraba ayer el alcalde de Toreno, Laureano González, a preguntas de este periódico.

El asunto para el alcalde es tratar de distraer la atención y hacer ver como que hay algo mal con el fin de dañarlo políticamente. Laureano González recuerda que hay elecciones municipales en un año y que esto forma parte de una estrategia de fondo para erosionarlo políticamente.

Cabe recordar que el concejal que denunció el tema, Alejandro Campillo, fue concejal de Toreno por el PSOE y hubo en su día movimientos políticos para situarlo como cabeza de lista frente al actual regidor. Campillo finalmente dejó el cargo de concejal en Toreno en 2017 y ahora es edil de Congosto. También se recuerda que el propio Campillo fue expedientado por criticar a la monarquía en redes sociales y hablar de «guillotina».

Interés electoral, renuncia y crítica a la monarquía
Comentarios