sábado. 13.08.2022

Los últimos evacuados del incendio forestal de Losacio (Zamora) han regresado este miércoles a sus casas y a la vuelta no han podido evitar la aflicción y el abatimiento ante el paisaje ennegrecido y el olor aún a chamuscado: «He llorado al ver todo quemado», ha reconocido una de las vecinas ante la visión de la zona ennegrecida.

Esa confesión que expresa una idea generalizada de los más de dos mil desalojados que esta jornada han retornado a sus pueblos la ha realizado Valeriana Pastor, una jubilada de Escober de Tábara, uno de los municipios más castigados por el incendio, de los primeros a los que llegaron las llamas y en cuyo término municipal perecieron los dos fallecidos, el pastor Victoriano Antón y el manguerista de una autobomba que luchaba contra el fuego, Daniel Gullón, vecino además de Ferreras de Abajo, otro de los pueblos damnificados por los fuegos.

Con el recuerdo del pastor en la mente, Valeriana no ha podido evitar las lágrimas al volver a Escober de Tábara, aunque su hijo ha intentado animarla y le ha dicho que no le quería ver llorar porque él estaba vivo y ante eso poco importaba si se habían quedado sin nada, según ha reconocido.

Aflición al regreso de los evacuados en Zamora: «Lloré al ver todo quemado»
Comentarios