miércoles 30/9/20

La Junta acuerda con la FRMP unos servicios sociales a la vanguardia

Mañueco y Armisén estudian la digitalización y cómo abordar la falta de comercios y bancos
Ángeles Armisén y Alfonso Fernández Mañueco.

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, avanzó ayer a la presidenta de la Federación Regional de Municipios y Provincias (FRMP), Ángeles Armisén, que en el próximo mes de febrero se realizará el primer pago con cargo al nuevo Acuerdo Marco de Servicios Sociales, que tiene una dotación inicial de 448 millones de euros entre 2020 y 2023.

En el encuentro abordaron diversos temas como son los servicios sociales, que la Junta destacó están «a la vanguardia de España». Ambos analizaron la puesta en marcha del nuevo Acuerdo Marco, que la Junta aprobó el pasado 5 de diciembre y que afecta directamente a 180.000 personas, a la vez que da «estabilidad» al empleo de los 1.241 profesionales que prestan atención en los Ceas de la Comunidad.

Fernández Mañueco remarcó que, como novedades, se amplía su vigencia de tres a cuatro años, lo que aporta una mayor estabilidad; y se establece un nuevo calendario de pagos, con cuatro anualidades, que permitirá a las corporaciones locales una mayor liquidez y certeza y previsión en sus ingresos —25 por ciento en febrero, mayo, julio y septiembre, de manera que en esa fecha, entre anticipos y liquidaciones, se haya abonado el total de una anualidad—.

Mañueco y Armisén destacaron como objetivo «irrenunciable» seguir mejorando la calidad de los servicios que se prestan a las personas, apostando por la innovación, como la teleasistencia avanzada, o por la reducción de los plazos. Desde el 1 de enero se rebajó a tres meses el plazo para reconocer el derecho de las prestaciones de dependencia y se marca como meta reducirlo a un mes antes de acabe la legislatura.

Junto a los Servicios Sociales, han abordado también otros aspectos de colaboración importantes, como la transformación digital necesaria para fijar población, cohesionar el territorio y crear oportunidades para familias y empresas; o las infraestructuras de comunicación.

Junto con la digitalización, la presidenta de la FRMP ha trasladado la problemática que origina el desabastecimiento comercial, así como la exclusión financiera y bancaria, asuntos que, en su opinión, se deben abordar de inmediato para dar solución a los municipios que ya no tienen ninguna entidad bancaria.

La Junta acuerda con la FRMP unos servicios sociales a la vanguardia