jueves 26/5/22

El Manifiesto de Villalar ha vuelto a resonar en la campa del municipio vallisoletano tras dos años de silencio por la pandemia para defender los avances en igualdad conseguidos en las últimas décadas y los servicios públicos en Castilla y León.

En una jornada marcada por el frío y el viento, el primer presidente de la Junta, el socialista Demetrio Madrid, y la periodista Clara Saavedra han leído el texto suscrito por ocho partidos de izquierdas y sindicatos y al que se han sumado otros colectivos de la Comunidad.

El documento reivindica el ejemplo de los comuneros como símbolo de lucha contra la tiranía y carga contra el Partido Popular, al que acusa de inacción durante los más de tres meses en los que el gobierno autonómico ha estado en funciones y de asumir los postulados de Vox, al que se dirige pero nunca menciona. «Una fuerza política que no cree en la Comunidad, que tampoco cree en la igualdad real y el feminismo, que cuestiona con tintes racistas y xenófobos la inmigración, que persigue al colectivo LGTBI, que hace listas negras con periodistas y, en definitiva, que odio la diversidad y el pluralismo», ha pronunciado Saavedra.

También acusado de «irracional» la negación de la violencia machista, con once mujeres y un niño asesinados en lo que va de año y a la que se pretende diluir en la Ley de Violencia Intrafamiliar, y la eliminación del decreto de Memoria Histórica, «después de décadas de silencio». Ante medio centenar de personas, los oradores han reivindicado el valor del Diálogo Social, al que vinculan con los Erte para empresas y trabajadores, el aumento del Salario Mínimo Interprofesional o la creación de la Renta Garantizada de Ciudadanía. El discurso, ante el monolito dedicado a los líderes de la Revuelta Comunera ajusticiados en 1521, también se ha hecho una defensa cerrada de los servicios públicos.

El Manifiesto vuelve a resonar: igualdad y servicios públicos