miércoles 20/10/21
Tribunales

Piden 4 años de cárcel para el monitor que abusó sexualmente de un niño

El fiscal también ha pedido otros cuatro años de inhabilitación especial para el ejercicio de la profesión y 3.000 euros de indemnización 
Imagen de un campamento en El Bierzo. ANA F. BARREDO
Imagen de un campamento en El Bierzo. ANA F. BARREDO

El fiscal ha solicitado durante el juicio celebrado este miércoles en la Audiencia Provincial de Ávila cuatro años de cárcel para A.O.R., un monitor de un campamento celebrado en julio de 2017 en Casavieja (Ávila), como supuesto autor de un delito de abusos sexuales cometidos contra un niño de 9 años entonces.

El ministerio público también ha pedido otros cuatro años de inhabilitación especial para el ejercicio de la profesión de monitor de ocio y tiempo libre y una indemnización de 3.000 euros para la víctima, una cantidad rebajada a 1.200 euros por la acusación particular, que pide la misma pena de prisión para el acusado.

Por su parte, la defensa ha solicitado la absolución de A.O.R., al considerar que no hubo dolo en la noche del 9 de julio del año 2017, cuando el ahora juzgado trabajaba como coordinador de monitores en un campamento de Casavieja, municipio situado al sur de la provincia de Ávila. Ese día, el acusado tuvo que sustituir en las tareas de vigilancia nocturna de los participantes en el campamento a uno de sus compañeros, ya que se encontraba enfermo.

Según ha relatado A.O.R., en un momento dado se acostó junto al pequeño porque "estaba nervioso y no podía dormir", algo que posteriormente ha negado el padre del niño, haciendo referencia a lo que le contó entonces su hijo.

En su descripción de lo sucedido, el acusado ha dicho que poco tiempo después de tumbarse se quedó dormido y que cuando se despertó tuvo "la sensación de tener la mano dentro del pantalón del pijama del menor", procediendo entonces a sacar su mano de la ropa interior del niño, sin darle en el momento más trascendencia a lo sucedido.

Posteriormente, A.O.R. ha admitido que se vio sorprendido cuando por la tarde el pequeño llamó a su padre, que después ha declarado haber hablado con el monitor, que le habría reconocido los hechos, señalando que estaba "soñando", que "no se había percatado" de lo sucedido, por lo que le dijo que lo sentía. En este sentido, la fiscalía ha considerado "inverosímil" que lo sucedido se produjera "en sueños", al mismo tiempo que ha considerado que lo ocurrido se produjo "sin acceso carnal, ni intimidación".

Durante la vista oral también ha declarado la directora del campamento, quien ha señalado que el padre del pequeño la llamó para contarle lo que le había dicho su hijo, por lo que después preguntó al monitor al respecto, que admitió los hechos, si bien indicó que solo "cuando se despertó" fue consciente de ello. Por su parte, dos psicólogas han corroborado que el testimonio "espontáneo" del pequeño era "creíble", ya que no tenía una "personalidad fabuladora".

Tras las declaraciones, el juicio ha quedado visto para sentencia, manteniendo la fiscalía y la acusación particular en sus conclusiones finales la petición de cuatro años de cárcel, mientras la defensa ha sostenido la demanda de absolución del acusado.

Piden 4 años de cárcel para el monitor que abusó sexualmente de un niño
Comentarios