jueves. 08.12.2022
Guillermo Garrido

La vida vuelve a las calles de Edimburgo gracias a sus festivales

El Fringe y el Festival Internacional de Edimburgo, los certámenes internacionales de arte más importantes de Escocia, revitalizan las calles de la capital escocesa con su regreso durante todo el mes de agosto.

Los festivales vuelven hasta el día 31, y con ellos la vitalidad a la urbe en esta epidemia. «Va a ser un festival muy especial y maravilloso», afirmó Apphia Campbell a Efe, una de las artistas que ha inaugurado el multitudinario Fringe, que cuenta con casi 800 espectáculos programados. Campbell, que homenajea la vida de la mítica cantante Nina Simone en Black is the colour of my voice desea «poder actuar», porque «la gente que no ha podido disfrutar de las actuaciones en año y medio».

Las restricciones físicas y de aforo por la covid impuestas por el Gobierno escocés, que han mantenido teatros y salas sin actividad, desaparecerán por completo desde el próximo lunes. Aunque la mascarilla continuará siendo será necesaria en interiores, no lo será para bailar, beber o cenar. El Festival Internacional de Edimburgo (EIF, en inglés), desde hoy hasta el día 29, abre con la actuación de la Orquesta Sinfónica de la BBC y contará con más de 170 espectáculos y artistas, como la violinista-solista Nicola Benedetti y el actor Alan Cumming. La ciudad se convertirá además en una sala de cine con la exhibición al aire libre de películas durante su festival cinematográfico (del 18 al 25); además festejará la lectura con su Festival del Libro (del 14 al 31) y el del Arte, hasta el día 29.

La vida vuelve a las calles de Edimburgo gracias a sus festivales
Comentarios