jueves 26/5/22
                      Carlos Alcaraz besa el trofeo de campeón del Mutua Madrid Open que logró tras imponerse en la final a Zverev. NARANJO
Carlos Alcaraz besa el trofeo de campeón del Mutua Madrid Open que logró tras imponerse en la final a Zverev. NARANJO

En tres días, Carlos Alcaraz ha ganado a Rafa Nadal, a Novak Djokovic y a Alexander Zverev para levantar su primer Masters 1.000 de Madrid. Si el murciano tiene algún tipo de límite en su carrera, hace tiempo que se ha difuminado por completo. Es imposible vislumbrar el techo de un tenista que, con 19 años, desintegró a Zverev (6-3 y 6-1) para ganar el título más importante de su carrera junto al de Miami, para elevar hasta cuatro los trofeos conseguidos esta temporada y para mejorar su impecable récord en finales. Seis de seis. Alcaraz no solo ha nacido para jugar esta clase de partidos, es que no hay forma de pensar que puede perderlos. Zverev, campeón aquí el año pasado, era incapaz de manejar los registros de los que disfrutaba su rival. Ver a Alcaraz es saber que todo puede pasar, que puede cruzar un revés a una velocidad endiablada, que puede morder con la derecha, sorprender en la red y matar con una dejada.

NO A ROMA Y SÍ A PARÍS

Carlos Alcaraz no disputará esta semana el Masters 1.000 de Roma, en el que estaba inscrito, para recuperarse del pie derecho antes de entrar en acción en Roland Garros.

Alcaraz se adueña de la tierra de Madrid
Comentarios