miércoles. 30.11.2022

Una casa de lujo para Rubiales

El dirigente asegura que es «falso» que recibiera 3.100 euros mensuales sin tener derecho a ellos porque no tenía fijada su residencia fuera de Madrid
                      El Gobierno pide a Rubiales que se replantee la Supercopa en Arabia Saudí. RODRIGO JIMÉNEZ
El Gobierno pide a Rubiales que se replantee la Supercopa en Arabia Saudí. RODRIGO JIMÉNEZ

La Federación Española de Fútbol habría pagado a Luis Rubiales una vivienda de lujo en Madrid sin cumplir las condiciones, según desveló ‘El Confidencial’. En esas filtraciones, que según insiste Rubiales proceden del ‘hackeo’ de su teléfono móvil, existen una serie de mensajes entre el secretario general, Andreu Camps, y el abogado de la FEF, Tomás González Cueto, en el que admiten que «podría ser un problema» el pago de esa vivienda.

La FEF abonó durante meses a su presidene el alquiler de una vivienda de lujo en la Plaza de España. Según la información, que Rubiales considera una mentira más, estos pagos se realizaron con fondos propios del organismo y no del presidente. El contrato fue firmado por Andreu Camps, quien poco más tarde acabaría afirmando en un correo que podría suponer un «problema».

El arrendamiento se firmó el 20 de enero de 2020. Según dicho contrato, Rubiales iba a «residir habitualmente en la vivienda». Se trataba de un piso de 125,68 metros cuadrados en la Torre de Madrid. El acuerdo establecía un alquiler mínimo de seis meses, prorrogables hasta enero de 2025. La renta de dicha vivienda ascendía a 3.100 euros mensuales, pero dicha cifra fue pagada por la FEF. Según refleja el contrato al que ha tenido acceso ese medio, Camps se comprometió a pagar dicho alquiler en nombre de la Federación en los siete primeros días de cada mes.

El problema está en dicha ayuda. La Federación permitía entonces a su presidente recibir una ayuda económica para vivienda, pero era imprescindible que tuviera fijado su domicilio o residencia fuera de Madrid. El espíritu de dicha norma era asumir los costes de un presidente de fuera de Madrid y que no tuviera casa en la capital, y así poder ejercer las funciones del cargo.

Camps admitió que esta situación podía suponer un problema y en conversaciones con el abogado Tomás González Cueto buscó un remedio para intentar sortear los supuestos problemas legales: «He introducido un cambio importante de redacción en el tema de la vivienda. La redacción anterior decía que se le proveería [al presidente] una vivienda cuando tuviera el domicilio habitual fuera de Madrid. Con el tenor literal de la frase, para poder proveer una vivienda el domicilio habitual debe de estar fuera de Madrid (viene a decir que alguien vive habitualmente fuera y viene ‘ocasionalmente’ aquí). Si se traslada el domicilio fiscal a Madrid y para ello además te censas en Madrid. creo que aquí podríamos tener algún problema». Y añadió: «Por esto he cambiado el sentido de la frase y ruego me digáis que con esta nueva frase podemos salvar el hecho de que el presidente esté censado en Madrid». El abogado le confirmó que lo mejor era cambiar la frase y el concepto pasara a ser un complemento más en la nómina de Rubiales.

Una casa de lujo para Rubiales
Comentarios