miércoles. 28.09.2022

La última vez que un futbolista firmó un ‘hat-trick’ con La Roja en partido oficial, Ferran Torres era un niño de 13 años, un jugador del infantil del Valencia que soñaba con deslumbrar sobre el césped de Mestalla algún día. Fue en junio de 2013, en el marco de la Copa Confederaciones previa al Mundial de Brasil, y España goleó a la floja Tahití, con sendos tripletes de dos históricos Fernando Torres y David Villa.

Desde entonces han pasado más de siete años y en ese tiempo otro futbolista logró tres goles con La Roja en el mismo partido y llevarse a casa el balón firmado por sus compañeros, pero en partido amistoso. Fue Isco, en el 6-1 a Argentina disputado en el Metropolitano en marzo de 2018, contra un rival poderoso pero en un duelo lejos de la exigencia del que en La Cartuja decidía el pase a la final a cuatro de la Liga de Naciones.

Tal y como definió a la perfección Luis Enrique tras la histórica goleada a Alemania, hay «noches en las que sale todo». Así fue para España y concretamente para Ferrán Torres, pero más allá de una actuación afortunada, su enorme partido no es sino la confirmación de la explosión definitiva de un futbolista que ha tirado abajo la puerta de la élite mundial.

La explosión definitiva de Ferrán Torres tras su ‘hat-trick’ histórico a Alemania
Comentarios