domingo. 26.06.2022

En un minuto y 38 segundos, Joao Félix respondió al desafío de su entrenador, Diego Simeone, con un control maravilloso que lo lanzó en carrera hacia el ataque, vertical frente a los defensores del Granada, sin nadie más por delante, con una convicción tremenda, con cinco toques más con el balón, el último el tiro que soltó sutil, para abrir el marcador de su equipo y su gran partido personal, que tampoco fue suficiente para revertir el crítico momento del Atlético de Madrid, sin contundencia atrás ni adelante: hizo méritos para ganar, como poco para empatar... y perdió 2-1 para encadenar su cuarta derrota consecutiva en Liga.

Pero no fue suficiente, porque primero Machís y luego Jorge Molina dieron la vuelta al marcador y dejan muy tocado a Simeone y al Atlético fuera de puestos Champions.

El Granada mete en un lío gordo al Atlético de Madrid y a Simeone
Comentarios