domingo 22.09.2019
Balonmano

Dos júniors para paliar las lesiones

El presidente del Ademar confirma que van a fichar un central y un lateral que estarán a las órdenes de Cadenas antes de que concluya septiembre. El brasileño Pedro Souza, entre los que gustan al club
Manolo Cadenas, durante un partido. FERNANDO OTERO PERANDONES
Manolo Cadenas, durante un partido. FERNANDO OTERO PERANDONES

Las lesiones de Mosic, Acacio y Vieyra obligarán al club a reforzar la plantilla con dos fichajes —un central y un lateral— que desde la directiva esperan tener cerrados «antes de que el equipo debute en la EHF» el próximo mes de octubre. «Seguramente lleguen a finales de este mes a León», confirma el presidente de la entidad, Cayetano Franco, quien avanza que serán jugadores júniors «que puedan ofrecer un rendimiento casi inmediato». Con el mercado nacional completamente descartado, tanto la directiva como Manolo Cadenas sondean el europeo y también el brasileño, donde suena con fuerza el nombre de Pedro Souza Pacheco, que acaba de jugar con su selección el Mundial disputado en Pontevedra.


Al técnico de Valdevimbre siempre le ha gustado contar con jugadores jóvenes que puedan formarse a sus órdenes poco a poco, como puede ser el caso de Tin Lucin este año. Pero las numerosas bajas que padece el equipo en primera línea obligan a traer talento —que no suponga un desembolso desmedido para las arcas del club— pero capacitado para sumar calidad a corto plazo. Dos premisas nada sencillas de solventar y menos con la competición nacional en marcha. Antes de la lesión de Mosic —que mañana será intervenido quirúrgicamente en Valladolid y estará entre dos y tres meses de baja— Cadenas ya había advertido que necesitaban como mínimo otro central. Ahora, además, traerán un lateral. Los próximos días serán claves para ir cerrando alguna operación. El máximo responsable del vestuario reconoció que se buscan «jugadores que sean aprovechables para el presente y también para el futuro, si es posible, sin estar condicionados en cuanto a la duración del acuerdo, que será siempre en función de las características del jugador y de las opciones que se planteen para su fichaje», dijo el entrenador leonés al tiempo que aclara que «no cualquiera vale para jugar en el Ademar».

 

Febrero de 2020

 

Por otra parte, Tano Franco señaló que Fede Vieyra «está pendiente de pruebas» y que su regreso al Ademar no se producirá —como mínimo— hasta febrero de 2020. Lo mismo que Acacio Marqués. El que en principio estará entrenando antes de que acabe el año será Ivan Mosic salvo que surjan nuevas complicaciones.

Dos júniors para paliar las lesiones
Comentarios