jueves. 18.08.2022

La demanda global de carne de vacuno viene registrado unos crecimientos significativos, por encima del nivel de oferta, gracias al sólido repunte del consumo procedente de China. Un escenario que, tal y como señalan los expertos de Singular Bank, debe llevar a los inversores a «replantearse los tópicos de que se trata de un sector muy cíclico y dependiente de los hábitos alimenticios y de las preocupaciones medioambientales».

De hecho, señalan los citados analistas, el mercado de carne de vacuno chino podría terminar representando el 32% del comercio global en este 2022, al alza desde el 12% de hace cinco años o casi un cero hace tan solo diez años.

Por ello, la firma considera que los inversores parecen estar ignorando la capacidad de beneficios que para los grandes productores de vacuno latinoamericanos (JBS, BRF o Bachoco) podría suponer este cambio en las dinámicas de la oferta y la demanda.

La carne de vaca, un sector en auge