sábado. 02.07.2022

Declaración de intenciones del Gobierno en pleno debate sobre el futuro del sistema público de pensiones. El secretario de Estado de Seguridad Social, Israel Arroyo, explicó ayer que el modelo «ideal» para el cálculo de las pensiones sería tomar como referencia lo cotizado a lo largo de toda la vida laboral. Durante una comparecencia ante la Comisión de Trabajo del Senado, el número dos de Escrivá matizó que eso no implica que se vaya a ir exactamente hacia ese objetivo en la segunda parte de la reforma que el Gobierno debe aprobar este año para cumplir con Bruselas. Pero sin duda ese es el camino que está sobre la mesa.

Tal y como explicó Arroyo, la idea sería ir «paulativamente y con periodos transitorios muy largos a un modelo más parecido a ese ideal que tenemos en mente».

Este punto de la reforma ha sido uno de los más polémicos desde que se filtró que el Ministerio de Seguridad Social pretendía elevar el periodo de cálculo desde los 25 años actuales hasta los 35, dando entrada a los años con salarios más bajos de los trabajadores. Pero la oposición de los sindicatos y los socios de coalición en un asunto tan delicado obligó al Ministerio a recular para, finalmente y tal y como consta en la actualización del Programa de Estabilidad, el compromiso quede resumido en una «adecuación del periodo del cálculo de la pensión a las nuevas carreras profesionales».

El acuerdo con los agentes sociales para pactar el modelo será extremadamente complejo. «Nos llevará su tiempo», reconocía ayer Arroyo. Sobre todo en un momento de máxima tensión en el que el propio Banco de España ha tachado de insuficiente la reforma, solicitando al Ejecutivo que no implemente el sistema que liga la revalorización al IPC.

El Gobierno apuesta por calcular la pensión con toda la vida laboral
Comentarios