domingo 22/5/22

Desde el Ministerio de Economía son conscientes de que la puesta en marcha de los recursos va con algo de retraso. Pero lo achacan al propio plazo que ha transcurrido desde que se aprobó el Plan de Recuperación (13 de julio).

«El tiempo efectivo de todo el proceso ha sido de tan solo seis meses», recuerdan fuentes de la secretaría de Estado.

Confían, no obstante, en que la velocidad de crucero llegue en este primer semestre de 2022, con 177 nuevas convocatorias previstas por unos 17.000 millones de euros, según confirman fuentes del Ejecutivo.

Impacto en el PIB

Pese a todo, los expertos se muestran escépticos. «El gasto ejecutado a finales de 2021 era todavía modesto y el dinero no llegará a sus destinatarios hasta finales de 2022», alerta Ángel de la Fuente en un reciente análisis de Fedea. Es decir, el impacto de las inversiones en el crecimiento tendrá que esperar.

El economista Daniel Lacalle recuerda que, «históricamente, en economías muy endeudadas como la nuestra los planes fiscales no tienen un efecto multiplicador, porque suelen irse a pagar gasto corriente y, en lugar de generar rentabilidad, solo sostienen el PIB a corto plazo».

Bajo este escenario, considera que es «absolutamente imposible» que se cumpla la previsión del Gobierno sobre un impacto medio anual de los fondos del 2% sobre el PIB.

«Apenas alcanzará el 0,2%, es decir, prácticamente nada», indica el experto económico.

El Gobierno reconoce que la puesta en marcha de los recursos va con retraso
Comentarios