jueves. 07.07.2022

Los perjuicios ocasionados por el volcán de La Palma se miden a una escala que escapa a la experiencia humana. El consejero de Transición Ecológica del Gobierno canario, José Antonio Valbuena, aseguró ayer que se habían producido «daños en dos zonas naturales y, según los científicos, la recuperación de ese nuevo ‘malpaís’ tardará unos 3.000 años». Ese es el tiempo que los nuevos ecosistemas tardan en ser colonizados. El volcán lanza bombas basálticas a 800 metros. El buque oceanográfico Ramón Margalef ha terminado la primera campaña para el estudio de los fondos marinos, ha recogido 3.000 muestras de agua de mar, algunas a escasos metros de la colada. Ello ha sido posible gracias al uso de drones, que han permitido analizar la temperatura superficial del agua alrededor del delta. El satélite Copernicus no ha podido llevar a cabo mediciones de los edificios dañados debido a la abundancia de nubes. Se calcula que ya son 400 las hectáreas arrasadas y más de mil edificios destruidos, entre ellos dos colegios y casi 30 kilómetros de carreteras. Las casi 700 parcelas devoradas por el magma tienen un valor de 130 millones de euros, según una peritación de la empresa Valmesa. Los científicos han hallado en el magma grandes cantidades de tefrita, un material que indica que lleva miles de años evolucionando bajo la isla, según dijo el geólogo José Mangas.

Bombas basálticas de 800 metros y 400 hectáreas arrasadas ya
Comentarios