lunes 23/5/22

El juez del caso de Rafael Amargo ha concluido la investigación y considera que el bailarín era el cabecilla de un grupo que traficaba con droga, fundamentalmente metanfetamina, que vendían desde el piso que compartía con su mujer, utilizando ‘mulas’ que llevaban la droga a los compradores.

Así se refleja en el auto con el que el titular del Juzgado de Instrucción número 48 cierra la instrucción de la causa, transformando las diligencias en procedimiento abreviado. Contra este auto cabe recurso.

Para el magistrado instructor, el bailarín y tres investigados más «actuaban de común acuerdo en la recepción, preparación y distribución de sustancias estupefacientes, en especial metanfetamina, a terceros», y sitúa el desarrollo de la actividad delictiva en la vivienda que compartían el artista y su mujer. El juez pide la apertura de juicio oral.

El juez cierra la investigación sobre Amargo: era cabecilla de narcos
Comentarios