sábado 21/5/22

El presidente español Pedro Sánchez se une a la lista de líderes mundiales que habrían sido espiados gracias a Pegasus, el software espía de la empresa israelí NSO Group. En esta lista de potenciales víctimas de espionaje también figurarían el presidente francés Emmanuel Macron, el primer ministro británico Boris Johnson o el exprimer ministro belga Charles Michel, actual presidente del Consejo Europeo.

En julio de 2021, el consorcio de periodistas Forbidden Stories, con el apoyo técnico de Amnistía Internacional, reveló que los números de teléfono de 14 jefes de Estado y de Gobierno fueron seleccionados por clientes de la empresa NSO Group como posibles objetivos de este software espía.

Además de Macron y Charles Michel, en esa lista aparecían los teléfonos móviles del rey Mohammed VI, de Marruecos, el de Barham Salih, de Irak; Cyril Ramaphosa, de Sudáfrica; Mostafa Madbouly, de Egipto; Imran Khan, de Pakistán; Saad Hariri, de Líbano; y de Ruhakana Rugunda, de Uganda, entre otros, según el diario The Washington Post. Mohamed VI habría sido espiado por sus propios servicios secretos, según The Guardian.

En el caso francés, un teléfono móvil de Macron habría sido seleccionado en 2019 como persona de interés por Marruecos, un país aliado, según reveló el verano pasado el diario Le Monde. También aparecerían en la lista de potenciales víctimas su entonces primer ministro Edouard Philippe y 14 ministros galos. No se ha podido comprobar que el móvil de Macron acabase siendo espiado por los servicios marroquíes.

Cuando saltó el escándalo, NSO Group negó que Macron fuera objeto de espionaje o apareciera en una lista de objetivos de sus clientes. Y Marruecos, por su parte, negó ser cliente de esta empresa israelí ni utilizador de Pegasus.

El 7 de julio de 2020, se utilizó el software Pegasus para infectar un aparato conectado a la red del número 10 de Downing Street, la residencia oficial del primer ministro británico Boris Johnson, según la investigación de la organización Citizen Lab recogida por la revista The New Yorker. Citizen Lab sospecha que probablemente Emiratos Árabes Unidos podría estar detrás de este ataque.

ACTIVISTAS Y PERIODISTAS

El 10 de marzo, el Parlamento Europeo votó la creación de una nueva comisión de investigación para estudiar los abusos de Pegasus. Esta comisión, que celebró el 19 de abril su primera reunión, examinará, entre otras cosas, las presuntas infracciones de la legislación de la UE en el uso del programa de vigilancia por parte de Hungría y Polonia, entre otros países. T

Bruselas también examinará si el programa espía Pegasus se utilizó con fines políticos contra activistas, periodistas, políticos y abogados.

Macron, Boris Johnson, Mohammed VI o Michel: los otros líderes mundiales espiados