domingo. 26.06.2022
                      DL20P29F1-19-31-51-2.jpg
DL20P29F1-19-31-51-2.jpg

El secretario de Estado de EE UU, Antony Blinken, acusó ayer a Rusia de estar usando el hambre como un arma de guerra contra Ucrania y de poner en peligro a otros países por su bloqueo a las exportaciones agrícolas ucranianas.

«El suministro de alimentos de millones de ucranianos y de millones de personas más en todo el mundo literalmente es ahora rehén del Ejército ruso», denunció durante una reunión del Consejo de Seguridad de la ONU.

Blinken acusó a Moscú de bloquear repetidamente el suministro de comida y otros productos básicos a los civiles atrapados en ciudades asediadas con el fin de «lograr lo que su invasión no ha podido: romper el espíritu de los ucranianos».

El hambre como arma de guerra