jueves. 07.07.2022

El director de la CIA, William J. Burns, mantuvo una reunión secreta en Kabul el lunes con el líder de facto de los talibanes, Abdul Ghani Baradar, para discutir la delicada situación creada en la capital afgana.

Se trata del encuentro cara a cara de más alto nivel entre los talibanes y la Administración del demócrata Joe Biden desde que los radicales islámicos tomaron la capital afgana, según funcionarios estadounidenses familiarizados con el asunto.

El presidente de EE.UU. envió al responsable de la CIA, el diplomático más condecorado de su gabinete, en medio de un frenético esfuerzo por evacuar a las personas del aeropuerto internacional de Kabul en lo que Biden ha llamado “uno de los puentes aéreos más grandes y difíciles de la historia».

La CIA se negó a comentar los detalles de esta reunión, pero las discusiones trataron probablemente de la fecha límite inminente del 31 de agosto, en la que Biden pretende que el ejército estadounidense concluya su transporte aéreo de ciudadanos estadounidenses y aliados afganos.

En declaraciones, un funcionario estadounidense, que pidió el anonimato, describió el encuentro como «un intercambio de opiniones sobre lo que tiene que ocurrir para poder terminar» con las evacuaciones antes del 31 de agosto.

Esta es la segunda visita a Afganistán este año de Burns, un veterano diplomático especializado en negociaciones secretas y delicadas que lideró, por ejemplo, el diálogo que EE.UU. mantuvo la década pasada con Irán antes del acuerdo nuclear de 2015.

El jefe de la CIA se reúne con los talibanes