miércoles. 01.02.2023
Las fuertes ráfagas de viento afectaron especialmente a Reino Unido, Alemania, Francia y Holanda

Al menos diecisiete muertos por el temporal que azota a varios países

Aeropuertos, servicios ferroviarios y marítimos y carreteras sufrieron el caos meteorológico
Un árbol caído sobre una furgoneta en una calle de la ciudad holandesa de Amsterdam
Al menos diecisiete personas murieron ayer en el Reino Unido, Alemania, Francia y Holanda, a causa de un temporal con fuertes ráfagas de viento que azota a varios países europeos. Además, el caos se adueñó de aeropuertos, servicios ferroviarios y marítimos y carreteras debido a la adversa situación meteorológica, con vientos que alcanzaron los 190 kilómetros por hora, en concreto en el macizo montañoso central de Alemania, país donde se espera que en las próximas horas el temporal alcance su máxima intensidad. El país con más víctimas mortales es el Reino Unido con ocho fallecidos -entre ellos un niño de dos años- en su mayoría por la caída de árboles, muros y vallas y por accidentes de tráfico. En el Reino Unido se registraron vientos de hasta 115 kilómetros por hora e intensas lluvias, que dejaron sin suministro eléctrico a miles de viviendas y ocasionaron cuantiosos daños materiales. El temporal hizo naufragar en el Canal de la Mancha un carguero con 26 marineros, en cuyo auxilio acudieron servicios de rescate franceses y británicos. En Holanda la cifra de muertos ascendió a cuatro, entre ellos un niño que circulaba en bicicleta en la provincia sureña de Brabante, al que el viento desvió de su trayectoria y fue atropellado por un automóvil. Hasta ahora, ha habido unos 150 accidentes en las autopistas holandesas y las ráfagas de viento han alcanzado los 120 kilómetros por hora, mientras que se desalojó una estación de trenes en Amsterdam al romperse partes de su cubierta y se interrumpió el tráfico ferroviario con origen o destino a esa ciudad. En Alemania, al menos tres personas fallecieron, entre ellas un bebé, por impactos de objetos derribados por el viento y accidentes de tráfico. El Servicio de Meteorología Alemán (DWD) ha declarado el estado de máxima alerta en las zonas montañosas del centro y en el sur y, según los expertos, el temporal afectará a todo el norte de Alemania en las próximas horas. En Francia, donde el norte y el este son las zonas más afectadas con vientos que alcanzaron los 180 kilómetros por hora, dos personas fallecieron, una al ser aplastada por un poste eléctrico que cayó sobre el vehículo en el que viajaba y otra al chocar su automóvil contra un camión. En Bélgica, con rachas de viento de hasta 120 kilómetros por hora, hay dos heridos graves. La segunda ciudad rusa, San Petersburgo, sufrió la tercera inundación de la semana, después de que los niveles del río Neva superaron en 171 centímetros los índices normales, lo que convirtió en intransitables varias calles del centro. Las autoridades han declarado alertas de tormenta en el oeste y sur de la parte europea de Rusia, y en el enclave de Kaliningrado, limítrofe con Polonia y Lituania, se temen desbordamientos de ríos. En Suiza, las autoridades pidieron precaución ante los fuertes vientos que empiezan a azotar el país y podrían llegar a 130 kilómetros en las próximas horas. Problemas en el transporte Respecto a los problemas en el transporte, esta jornada se sucedieron las cancelaciones y retrasos de cientos de vuelos. También algunos servicios de transbordadores fueron cancelados. Numerosas carreteras fueron cortadas al tránsito y se registraron retrasos en los trenes. En cuanto a las previsiones, en Alemania se espera que en las próximas horas el temporal alcance su máxima intensidad, en el Reino Unido que remita algo el viernes y en Francia, donde ocho regiones están en alerta naranja, se pronostica mantener hoy esa situación en quince departamentos.

Al menos diecisiete muertos por el temporal que azota a varios países
Comentarios