domingo 29/5/22
| Entrevista | Severo Moto |

«Obiang quiere verme en su plato, en trocitos y conpatatas»

El Gobierno de Guinea Ecuatorial le acusa de estar detrás de la última intentona golpista pero él tiene coartada: «Nunca reuniríamos el dinero suficiente para contratar mercenarios»
Severo Moto en un acto celebrado ayer en Madrid
Aunque varias informaciones lo situaban en Sudáfrica, dirigiendo la caída de Teodoro Obiang, él contesta al teléfono desde su casa de Madrid (donde también ofreció ayer una rueda de prensa). «Debe ser mi reencarnación la que se ha ido de viaje», bromea, a pesar de la seriedad del asunto. El presidente del autodenominado Gobierno en el exilio de Guinea Ecuatorial aseguró que el presidente Obiang Nguema es un «auténtico caníbal» que «se come sistemáticamente a sus rivales políticos» y cuyo objetivo es forzarle a regresar a Guinea para comerse sus «testículos». «Acaba de comerse a un comisario de Policía. Lo digo exactamente: comerse. Este comisario apareció en el entierro sin testículos y sin cerebro. Estamos en manos de un auténtico y cruel caníbal», añadió. -Obiang dijo que tenía pruebas de que usted había mandado a los mercenarios que detuvieron en Malabo. -No acabo de entender porque estoy en medio de esto. Obiang está obsesionado, piensa siempre en mí, pero esto no me toca ni de refilón. -Pues le ha pedido a España su extradición. -Su mayor triunfo sería verme allí, en su plato, en trocitos y con patatas. -¿Lo van a extraditar? -No creo que el Gobierno de España me condene a morir, extraditándome y poniéndome en manos de un dictador sanguinario. -¿Ve real la historia de los mercenarios? -Todo puede ser. La ansiedad del pueblo por verse libre de un tirano es tremenda. Tienen allí a un lobo que los trata como a corderos y cada poco tiempo deja caer sus garras sobre ellos. -Pero niega ninguna vinculación por su parte. -Mire, para poder contratar mercenarios hay que tener mucho dinero y nosotros, desde luego, nunca reuniríamos la cantidad suficiente. -¿Tomaría el poder por la fuerza, si pudiera? -Nunca. El pueblo recibe mejor a quienes van de modo pacífico. -No hace mucho (el 29 de enero), España envió dos buques de guerra a Guinea. ¿Sabe para qué? -España tiene obligaciones con Guinea. Debe defenderla y ayudarla. Mi país corre mucho peligro de que algún Gobierno vecino decida atacarlo. Tiene muchas riquezas y muy pocos recursos para defenderlas. Cualquier ayuda es bienvenida. -Pero, entonces iban a apoyar a Obiang. -Iban a ayudar al pueblo, no al Gobierno. -¿Le parece correcta la actitud llevada desde Madrid con Malabo? -Su Gobierno está en una situación muy difícil respecto a la dictadura que hay allá. Se ve obligado a tratar con un tirano. -Este año hay elecciones en su país. -Por eso salen estas barbarida-des. Tienen miedo a lo que pueda pasar en las elecciones.

«Obiang quiere verme en su plato, en trocitos y conpatatas»