viernes. 01.07.2022
Un proyecto redactado desde 2018

El Ayuntamiento debe devolver 1,1 M€ por no ejecutar el Palacio de Congresos

El dinero se le reingresará al Estado a la espera de que se licite el proyecto del cerramiento
                      El interior de la azucarera se demolió en 2009. JESÚS F. SALVADORES
El interior de la azucarera se demolió en 2009. JESÚS F. SALVADORES

La historia del Palacio de Congresos escribe un capítulo más, mientras los muros de la antigua Azucarera Santa Elvira continúan desnudos y amparados por los arriostramientos desde la demolición interior de 2009. La junta de gobierno del Ayuntamiento de León aprobó ayer la devolución al Gobierno de los 1,1 millones de euros ingresados dentro del marco de convenio de financiación, pero que se han quedado sin ejecutar al paralizarse la construcción del último de los edificios del complejo. La partida se reintegrará al Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, según consta en el acuerdo ratificado.

Fuera del documento queda el compromiso tácito del ente ministerial de devolver el dinero, como explicaron en la reunión del equipo de gobierno socialista, aunque en la reseña que hace el departamento de prensa obviaron hacer mención a este punto del orden del día. Aunque para que se apruebe deberá solicitarse y acreditar que avanza, esta vez sí, la contratación de la envolvente del Palacio de Congresos: un proyecto que está redactado desde 2018, pero que ni el anterior equipo de gobierno antes de salir, ni el actual en los casi tres que acumula han sacado adelante.

El encaje administrativo escribe un nuevo capítulo en el despropósito de un proyecto que lleva 14 años desde que comenzaron las primeras obras en el conocido como Palacín. La partida de 1,1 millones de euros de ida y vuelta, si se confirma, permitirá mantener en la caja del Ayuntamiento los cerca de 5,6 millones de euros que se habían ingresado provenientes del Gobierno y la Junta, pero aún no han sido ejecutados. Quedan otros 5 millones de euros pendientes, repartidos entre las dos administraciones, hasta completar los 30.488.477 euros que comprometieron en el convenio inicial cada una de ellas, a los que se sumaban otros 15.244.238,50 euros del consistorio para completar los 76.221.192,50 euros del presupuesto recogido en el convenio inicial entre las tres partes.

Aunque estos cerca de 5 millones, por el momento, no se cuenta con que vayan a ser desembolsados. El Ayuntamiento de León dispone de 5,6 millones de euros, en los que se cuentan los 1,1 millones de euros a los que ahora se renuncia y luego debería reintegrar el Ministerio de Industria, para sacar el contrato de la envolvente.

El presupuesto sirve para cubrir los 4,7 millones de euros de coste del cerramiento que se habían estimado en 2018 y que ahora deben actualizarse. En esta factura entran la ejecución de la estructura, fachadas y cubiertas del edificio principal de la antigua Azucarera Santa Elvira, que permitirán el desmontaje de los estabilizadores que ya han apuntado un sobrecoste de más de 120.000 euros, y las divisiones interiores de las salas. A mayores se incluirá el suministro de unas gradas retráctiles móviles para dar servicio al Palacio de Exposiciones, que llevarán el presupuesto base de licitación hasta los 5.624.984,96 euros.

No habrá más por ahora. No hay dinero suficiente para el acondicionamiento interior de acuerdo al proyecto firmado por Dominique Perrault. Las indemnizaciones de cerca de 7,5 millones de euros que hubo que pagar a las empresas constructoras, debido a las paralizaciones provocadas por la falta de dinero disponible como consecuencia de los retrasos en las aportaciones, sobre todo de la Junta, crearon un agujero que ahora no se sabe cómo cubrir.

El objetivo se centra en acabar el edificio y luego, como admiten los promotores, ya se verá de qué manera se acondiciona. Una solución pasaría por ajustar los planos y pedir de nuevo dinero a las administraciones implicadas. La segunda, descartada de inicio por los socialistas, se centraría en hacer una concesión en la que una empresa corriera con los gastos de terminarlo por dentro y, a cambio, gestionara el alquiler de las instalaciones durante un determinado número de años. Aunque por ahora, con que se cierre parece suficiente.

El Ayuntamiento debe devolver 1,1 M€ por no ejecutar el Palacio de Congresos