miércoles 16/6/21

«En El Bierzo, les podemos ofrecer a los médicos casi de todo»

—¿Cuál es el plan que tienen para paliar el déficit de profesionales?

—Lo que fideliza a los profesionales es un empleo fijo, aunque a veces ni eso. Va a ser parte de oposición y concurso de traslados de forma regular. En la oposición, como se puede ver en la de médicos familia de 2018, ofrecemos las plazas de difícil cobertura. En la tercera ronda tenemos plazas sin cubrir en Villablino. El segundo elemento que funciona a medio plazo es la fidelización de residentes, que tiene dos elementos. Con la colaboración del hospital de El Bierzo, aumentamos la capacidad de formación y estamos esperando que se reconozcan determinadas posibilidades de formar a más; pero además, como en otras zonas de difícil cobertura, tiene la posibilidad de ofrecer contratos de interinidad por tres años. Tenemos la oportunidad de ofrecer de todo, casi a la carta, menos hacerle fijo porque eso depende de una oposición. No es una cuestión fácil, lleva más de 20 años. No es una cuestión de dinero, ni siquiera es lo principal, sino de otro tipo de incentivos.

—Si desde 2008 seguimos así, supone una incapacidad de las administraciones. No es normal la situación de desastre en Oncología en el Bierzo.

—Niego la mayor. La persona que mejor conocimiento tiene sobre Oncología en El Bierzo es Andrés García Palomo que el otro día contó cuál es la situación.

—La realidad es que están de baja y no se cubren, que hay déficit de profesionales de Oncología, que hay protestas, que hay muchos que se van a jubilar y no hay repuesto.

—Se están diciendo muchas cosas que no son ciertas.

—Lo ha dicho la consejera.

—Hace unos días, sale en los medios que hay gente en la bolsa de contratación y no contratamos oncólogos en Ponferrada. No puede ser. Preguntamos a quien habían difundido la noticia, piden un número de teléfono y sí había uno disponible, pero era oncólogo radioterapeuta, no médico como se necesita. Unas cosas son las que se dicen y otras las que son. En Oncología en el Bierzo no tiene espera. Lo hemos conseguido con el apoyo del servicio de León. Estas situaciones se corrigen con oposición, concurso de traslados, formación de MIR y ofrecer contratos casi a la carta. Aunque, en formación sólo tienen efectos a cuatro años o cinco, que es lo que tardan en formarse los residentes. Y debemos ser eficaces en captarles porque buena parte de estos profesionales no son nacidos aquí y quieren volver a su tierra.

«En El Bierzo, les podemos ofrecer a los médicos casi de todo»