domingo. 29.01.2023

Aquel día electoral que Sánchez puso a Sevilla por los cielos y (casi) pasa inadvertido

El 9 de junio, en plena campaña electoral andaluza, el presidente del Gobierno hizo un guiño a Sevilla durante la presentación de la Nasa española
undefined
Pedro Sánchez. DL

Era el 9 de junio. A eso de mediodía. La jornada para casi toda España era un rutinario jueves laboral, pero en Andalucía eran horas de frenética campaña electoral. La coincidencia hizo que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, presentara ese día Plan Estratégico para la Recuperación y Transformación Económica (Perte) Aerospacial. Hubo más de una hora de discurso, de palabras de futuro, de esperanza para algún lugar de la España vacía. Ya por hablar de descentralzación, la presidenta de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, le atacó por tomar decisiones solo para perjudicar a Madrid.

No fue la única crítica que recibió ese día. Pero Sánchez tenía debajo del brazo un plan de mil y pico puestos de trabajo y miles de millones de euros para regalar. Y entonces media España se sintió aludida por aquello de la España vacía.

Pero el presidente del Gobierno tuvo ese día un deliz, si es que este tipo de descuidos existen en los medidos Power Point de Moncloa. Pedro Sánchez, probablemente sin pensar la cascada de propuestas que llegarían después, mencionó a Sevilla. Un jueves electoral cualquiera.

Dijo entonces en un acto en el centro de entrenamiento y visitantes Inta-Nasa en Robledo de Chabela (Madrid) que, en Andalucía, "el sector aeroespacial y aeronáutico supone el 15% del PIB industrial y genera 14.500 puestos de trabajo entre directos e indirectos". Pero aquel momento no pasó inadvertido, al menos para este periódico.

Y el jefe del Ejecutivo empezó a mencionar algunos "ejemplos exitosos" de esta actividad como el ensamblaje final del avión A-400 que se realiza en la planta de Airbus en Sevilla, así como "el potencial polo" de Puerto Real (Cádiz) para el sector aeronáutico. También recalcó la construcción en Huelva de una gran infraestructura para plataformas aéreas no tripuladas. Blanco y en botella.

Aquel día electoral que Sánchez puso a Sevilla por los cielos y (casi) pasa inadvertido
Comentarios