viernes 29.05.2020
La Carta Magna cumple 41 años

Diez clama que el «leonés no se siente castellano» e insiste en el autogobierno

El alcalde de León reitera la necesidad de una autonomía para el Reino de León que está «amparada por la propia Constitución»
Eduardo Morán, Iratxe García, José Antonio Diez, Mercedes Martín y Juan Martínez Majo. FERNANDO OTERO
Eduardo Morán, Iratxe García, José Antonio Diez, Mercedes Martín y Juan Martínez Majo. FERNANDO OTERO

Amparado en el margen que deja la Constitución española y en la celebración de los 41 años de ésta, el alcalde de León, José Antonio Diez, volvió a defender regiamente en su discurso la legitimidad de abrir un debate «que tiene como objetivo reconocer los derechos que los leoneses hemos de tener de equidad, justicia y solidaridad», incidiendo en que no hay mejor vía para defender todo ello que «luchar hasta el final por un mejor trato para esta región que pasa por el reconocimiento de sus características propias, pero también de sus necesidades y soluciones». En este sentido, volvió a remarcar el «cumplimiento estricto» del Estatuto de Autonomía, «pero también, si fuera necesario, de una reforma del mapa de las autonomías reconocido y amparado por la propia Constitución», a fin de que el Reino de León cuente con un autogobierno. Por este motivo, la gran Constitución que presidió el acto celebrado en el salón de plenos de San Marcelo estaba, precisamente, abierta por el Título VII, en el que la Carta Magna española aborda la organización del territorio del Estado.

 

«Los leoneses nos sentimos leoneses y no castellanos. Al igual que los castellanos no se sienten leoneses. No se ha conseguido crear un vínculo artificial y así lo muestran las consultas y, sobre todo, la expresión ciudadana», remarcó el alcalde socialista, ante las diferencias culturales, sociales y económicas, que han convertido a «la vertebración territorial en una quimera» en la actual comunidad.


Representantes militares y políticos, en el salón de plenos. F. OTERO.

El alcalde de León criticó duramente a todos aquellos que han «menospreciado» su propuesta de autogobierno para León buscando su descrédito, «hablando de la división de España, de nulidad de derecho al reconocimiento y mofándose de quienes las hacen, negando un sentimiento leonés o derecho a la autoafirmación como región y reino histórico». Recordando así las críticas llegadas desde Valladolid, incluidas las del vicepresidente y portavoz de la Junta de Castilla y León, Francisco Igea, quien ironizó con la posibilidad de realizar consultas de autonomía «en León, en Segovia o en el cantón de Cartagena».

 

José Antonio Diez aseguró en su discurso del día de la Constitución que ninguna de las críticas recibidas ha dado ningún argumento legal para acreditar su postura «más allá del insulto amparado en el rancio discurso de la acusación de victimismo localista para todos los que nos desviamos de la línea de defensa del statuts quo. Yo somos muchos los leoneses que lo hacemos».

 

El socialista comenzó su intervención haciendo un repaso por el propio Estatuto de Autonomía, donde se recoge que «la moderna unión de los territorios históricos» de las coronas de León y Castilla y también, a la propia Constitución española, en la que se perfila la situación de las comunidades llamadas históricas que se recoge en el artículo 2, donde se refleja «el derecho a la autonomía de las nacionalidades y regiones que integran la nación española y la solidaridad entre todas ellas». Así, Diez recordó el papel fundamental del Reino de León en la historia de España y su aportación al parlamentarismo actual a través de los decreta del rey Alfonso IX.

 

«Abrir el debate significa un paso adelante para León y los leoneses. Se abre un largo camino que, en ningún caso, podrá suponer un perjuicio para esta región que lucha en un mundo globalizado por defender su historia, su pasado y su futuro. Todos debemos estar ahí unidos», defendió Diez para apelar a la unidad de acción de todos los políticos y agentes sociales «como representantes públicos» para «salvaguardar y respetar» al pueblo leonés y su legado, además de la exigencia de conocer y «aplicar continuamente» los párrafos incluidos en el Estatuto de Autonomía de Castilla y León que hacen referencia explícita a la unión en una comunidad autónoma de los reinos de León y Castilla y reconocer así su «idiosincrasia y peculiaridades».

DL7P6F2-19-52-28-8 
Miembros de la corporación municipal de León. F. OTERO.

Por su parte, la eurodiputada socialista y presidenta de los socialistas europeos, Iratxe García, quien presidió el acto en el Ayuntamiento de León, recordó la necesidad ya lanzada por los socialistas de «reorganizar nuestro territorio para dar oportunidades a los hombres y mujeres por igual, vivan donde vivan» y también hizo un llamamiento a «focalizar responsabilidades», en relación a «prevenir y evitar ese tratamiento desigual que la administración autonómica, en este caso la Junta, ha dado a determinados territorios; lo que es evidente y necesario es que pueda ponerse en marcha un cambio en el gobierno de Castilla y León». «En el marco de nuestra comunidad autónoma estoy segura de que el PSOE va a estar trabajando para que mejorar la calidad de vida de todos los hombres y mujeres de Castilla y León», dijo.

Diez clama que el «leonés no se siente castellano» e insiste en el autogobierno