sábado 18/9/21
Tribunales

Encausado un recluso de Villahierro que le lanzó su móvil a la cara a un funcionario

El Juzgado de Instrucción número 5 de León ordenó abrir causa penal contra un recluso de Villahierro, acusado de un delito de atentado tras lanzar un móvil a la cara al funcionario que pretendía registrarle, tras comprobar que mantenía una actitud sospechosa.

Dice la jueza que existen indicios de que el 17 de febrero de 2020, a las 11.40 horas , el interno del Centro Penitenciario de Mansilla de las Mulas, fue cacheado ante la sospecha de portar algún objeto prohibido y comenzó a vociferar. Cuando se encontraba en la sala de TV, antes de salir del rastrillo del módulo, se giró metiendo la mano en el bolso derecho de la cazadora y sacó un móvil que arrojó contra la cara de un funcionario de prisiones.

«Se le agarra por el brazo para sacarle del módulo y comienza a dar puñetazos y empujones, provocando al resto de los internos para que se alzasen contra los funcionarios. En el interior del rastrillo propinó puñetazos y empujones dos funciones cayendo uno al suelo. De acuerdo con los respectivos informes de sanidad del médico forense: el primero sufrió una herida contusa en raíz nasal que precisó de una única asistencia facultativa y tardó en curar 14 días, todos los cuales supusieron un perjuicio exclusivamente básico, sin secuelas. El otro sufrió dos erosiones en región tenar y quinto dedo de la mano derecha, que precisaron de una única asistencia facultativa y tardó en curar 5 días, todos los cuales supusieron un perjuicio exclusivamente básico, sin secuelas. El primero reclama indemnización por los daños, no lo hace así el segundo.

También se produjeron dos heridas por automordedura en labio inferior secundario a traumatismo bucal, que precisaron de una única asistencia facultativa y tardó en curar 14 días, todos los cuales supusieron un perjuicio exclusivamente básico, sin secuelas.

El caso ha sido convertido en un procedimiento abreviado y continuará su curso en los términos estipulados.

Encausado un recluso de Villahierro que le lanzó su móvil a la cara a un funcionario