domingo. 05.02.2023
Clase de plástica en el Colegio Maristas San José.  CARLOS CUENLLAS

La nevada del miércoles ocasionó muchos inconvenientes en el tráfico y la comunicación de los pueblos. Hay rebaños de cabras que no han podido salir a pastar al monte. Alumnado que no llegó a la escuela.Pero la nieve siempre tiene una cara amable, con su calma y la transformación del paisaje con el manto blanco.

En el colegio Maristas San José de León los copos de nieve se convirtieron en materia para la clase de Plástica del alumnado de 1º y 3º de la ESO, de 12 a 15 años. Bajo la dirección del profesor y artista Carlos Cuenllas, el patio del colegio se convirtió en una pizarra gigante en la que chicos y chicas grabaron las cinco letras de LEÓN retirando del suelo la nieve para que quedaran trazadas con precisión de cartabón. Una obra de arte efímera con la que mostraron que cualquier ocasión es buena para enseñar, crear y aprender. Una metáfora de ese León que se puede transformar copo a copo con la implicación colectiva.

León resurge en la nieve