miércoles. 06.07.2022

La FP Dual se ha convertido en un caballo de batalla para la provincia. ¿Hay alguna estrategia para conseguir que fragüe?

—La FP Dual es uno de los elementos en los que estamos trabajando intensamente en este curso. Estamos preparando un sello de calidad de los centros de FP para poder ayudar a las empresas y que puedan hacer agrupaciones de pymes y micropymes para que puedan trabajar con la FP Dual. También vamos a exigir al ministerio que modifique la norma básica, porque está pensada para las grandes empresas, que pueden tener tutores u otro tipo de actuaciones y no en pymes y micropymes, que por la estructura de la propia empresa tienen dificultades para tener esa formación, ese tutor, y esa actuación administrativa que se exige.

—¿Qué permitirá este cambio?

—Podrán hacer agrupaciones de empresas o acciones que ayude a las comunidades autónomas a su desarrollo, mientras eso no se produzca, en Castilla y León estamos permitiendo, mediante ese sello y ese cambio jurídico de centro, la participación de las empresas en la formación que necesite para sus trabajadores. Es fundamental la formación dual, es necesario y hay que potenciarlo cada vez más, porque tiene mucha demanda también.

—Una parte fundamental de la FP es su unión con el tejido empresaria. ¿Se prevén nuevos títulos para la provincia?

—Estamos trabajando en ello. Los ciclos que vamos a implantar para el próximo curso sí que están vinculados al ecosistema de cada provincia. En el caso de León el tema de la farmacia es muy importante. Los nuevos ciclos serán Fabricación de Productos Farmacéuticos, Biotecnológicos y Afines y el de Laboratorio Clínico y Biomédico. En Villablino también se implantará el de Fabricación de Elementos Metálicos, porque en cada zona hay diferencias. Mientras desarrollamos la Dual hay otra formación que también es muy importante y eso lo estamos vinculando también con el tejido empresarial de cada provincia.

—Sin embargo, ligar la oferta sólo al tejido industrial también es un poco peligroso.

—Por eso compaginamos la dual con la ordinaria. La primera es importante para el que quiera formarse en la empresa. Eso también lo decide el alumno. También hay convenios con otras comunidades autónomas. La formación de León es muy variada, pero no puedes tener ciclos en todos los sitios de lo mismo, por eso se hacen planteamientos de ciclos que se pueden mover entre provincias o comunidades autónomas. Por eso estamos haciendo una oferta variada, para que el alumnado pueda formarse en lo que a él le gustaría dedicarse en un futuro. Estamos casando los dos elementos, que las empresas tienen que tener capital humano y que se formen alumnos en estas ramas para que tengan posibilidades de crecer y de implantarse más empresas y también cumplir el deseo del alumno que se quiera formar y que tenga la posibilidad de moverse dentro de Castilla y León o incluso fuera.

—¿Se mantiene la posibilidad de unificar en el Tecnológico Industrial todas las familias de industria?

—De momento no estamos pensando en cambios. Es más un proyecto en el ámbito de la economía que de la Educación

—Las prácticas de los alumnos de FP, ¿cómo se gestionarán tras la pandemia?

—En Castilla y León se dio la opción al alumnado de suplir las prácticas que se pudiera por un trabajo que las completara. Pero era opcional. El 74% de los alumnos ha querido que sus prácticas sean en septiembre en el centro de trabajo, aunque para ellos suponga más carga de trabajo. Creemos que somos la única comunidad que lo ha planteado así.

«León tendrá los nuevos ciclos de FP de Productos Farmacéuticos y Laboratorio»