viernes 3/12/21
El centro parroquial de Puente Castro, agraciado en el premio. DL

Con el termómetro a punto de rebasar los treinta grados, la suerte de la lotería se celebra con el mismo ímpetu que cuando acontece con villancicos en el hilo musical, y el destello de luces en el árbol de Navidad. En vísperas del verano, León celebra la suerte que espera en el bombo del extraordinario del 22 de diciembre. La número 18 de León dejó ayer una lluvia de millones en Puente Castro, donde se localiza la mayor aportación del primer premio de la lotería nacional del sábado; más de tres millones y medio de euros en premios (cuatro, si se une la cuantía en Astorga), lanzados por la ventanilla de la constancia diaria, premio, también, al trabajo de los gestores de la administración del centro comercial Carrefour; Sonia y Armando García Canal. Premio a la fidelidad a un número, que sale por billete o boleto. Puente Castro aglutina una parte relevante de esa tormenta veraniega de millones que la lotería dejó en León. El 10.850 desató el bullicio en el centro parroquial de Puente Castro, donde agraciados, allegados y clientes, no dudaron en brindar por el resultado de un sorteo que reporta 60.000 euros por décimo. En la administración, Clason 18 en el registro , la 18 de León, se prepara ya una modificación en la vitrina de trofeos que enumera la relación del negocio con la suerte; se incluirá este premio gordo, junto a efemérides de otro orden, incluidos los 800.000 euros de una combinación de la Primitiva.

La persistencia de la clientela llegó al límite de la hora del sorteo. «Unos minutos antes, vendimos por ventanilla el último décimo», relata Armando García sobre la relación de esta administración, que ayer contribuyó a hacer más fácil la vida a la gente de León; la lotería, el día menos pensado.

Puente Castro celebra la lotería el día menos pensado